Una Navidad «low cost»: cuando en lugar de lechona se cenan croquetas
Anticipar la compra del pescado o el marisco puede abaratarlo hasta un 40% - mario carvajal/flickr

Una Navidad «low cost»: cuando en lugar de lechona se cenan croquetas

Consejos para disfrutar de una Navidad a bajo coste

Actualizado:

Sin una buena planificación de gastos la Navidad puede ser una época mucho menos dulce. Durante la crisis el desembolso en las fiestas se ha ido reduciendo de forma progresiva. Estas navidades los estudios indican que el gasto medio aumentará por primera vez desde 2007. Cada familia consumirá 671 euros, 12 más que en 2012. En cualquier caso existen opciones para reducir el gasto. Desde la cena de Noche Buena, hasta los juguetes de los niños y la decoración, hay trucos y opciones para disfrutar de una Navidad más barata.

Los regalos

Hacer un buen regalo no siempre es lo mismo que hacer un regalo caro. La manera más sencilla de ahorrar si se dispone de tiempo y maña es el «fabrícalo tú mismo»: tejer una buena bufanda, escribir un poema o fabricar un bonito álbum de fotos «online». Además, si la situación familiar es especialmente cruda se puede celebrar un «amigo invisible» con un límite de precio. Así, todo el mundo hace un regalo y lo recibe por el mismo valor.

En cuanto a los juguetes, un estudio de la Federación de Usuarios y Consumidores Independientes (FUCI) demuestra que este año gastaremos de media 150 euros en contentar a los más pequeños, 13 euros menos que en 2012. Pero no hay que perder de vista que un niño lo que quiere es un juguete que le guste, no uno que nos haya salido caro.

En la red existen numerosas páginas de artículos de segunda mano donde conseguir juguetes usados que a los pequeños les van a gustar igual. Además, son objetos por naturaleza perecederos (ya que habitualmente los niños solo los utilizan durante un tiempo breve). Además de las Webs habituales de reventa de artículos usados, como segundamano.com o milanuncios.com, existen opciones específicas, como segundamanita.com, especializada en productos para niños.

Un buen festín «low cost»

Sustituir el langostino fresco por el congelado, el cangrejo por el surimi o servir croquetas como plato estrella pueden ser recursos para elaborar un festín navideño «low cost» para toda la familia.

Además, se pueden utilizar productos de marca blanca para cocinar. Según un estudio de Eroski este año el 58% de las compras de los consumidores serán de productos de marca blanca.

Otro consejo para pagar menos por la comida navideña es anticipar su compra. Las estadísticas demuestran que el precio del pescado y el marisco sube hasta un 40% en los días previos a la Navidad. C0mprar la pieza deseada en noviembre y congelarla es una opción muy inteligente.

Ahorro de energía

La Navidad puede d isparar el consumo energético en el hogar. Estamos siempre en casa, no se puede escatimar en gastos durante las celebraciones familiares y además hace mucho frío y anochece pronto. Según datos de Red Eléctrica Española, el consumo diario se mantuvo en la Navidad pasada entre los 35.000 y los 40.000 megavatios diarios. En ese sentido, portavoces de Repsol aconsejan «reducir un par de grados la calefacción durante las comidas navideñas» ya que «se suele reunir a más gente en casa». Además sugieren «dejar el radiador en un lugar libre para que fluya el calor por la estancia», «tapar los huecos por los que pueda escaparse el calor y entrar el frío» o «colocar una cálida alfombra en el salón o en el comedor. Con medidas de este tipo el grupo asegura que es posible ahorrar hasta un 30%.

En cuanto a la iluminación del hogar y la de los adornos navideños los más sensato es apostar por el bajo consumo. Según los técnicos de Reparalia es posible ahorrar hasta un 50% utilizando luces de tecnología LED. Según confirma IDAE (Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía) «por cada 10 microled se consume en una hora 1 vatio de electricidad», un árbol navideño (que pudiera reunir unas 100 luces de LED) «consumiría a lo largo de los 21 días que duran las vacaciones de Navidad (del 22 de Diciembre al 7 de enero) escasamente 3 kWh, lo que representa menos de 1 euro de electricidad».