Sociedad

La cerveza, ideal para rehidratarse tras hacer deporte

Sus componentes y su bajo contenido alcohólico favorecen la recuperación después de un esfuerzo físico, según un estudio de la Universidad de Granada y el CSIC

El consumo moderado puede contribuir a mantener niveles más altos de glucosa plasmática
El consumo moderado puede contribuir a mantener niveles más altos de glucosa plasmática - VALERIO MERINO
abc.es - abc_es - Madrid - Actualizado: Guardado en: Sociedad

El consumo moderado de cerveza, por su composición -agua, cebada y lúpulo-, las propiedades de sus ingredientes y su bajo contenido alcohólico (4-5º), puede favorecer una rápida y efectiva rehidratación y evitar dolores musculares tras la práctica deportiva.

Así lo revela una investigación realizada por la Universidad de Granada y el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) sobre la idoneidad de la cerveza en la recuperación del metabolismo hormonal e inmunológico de los deportistas tras el ejercicio físico.

El estudio concluye además que el consumo moderado de cerveza puede contribuir a mantener niveles más altos de glucosa plasmática y atenuar las respuestas hormonales de estrés.

Las maltodextrinas, carbohidratos de gran interés para la nutrición deportiva y presentes en la cerveza, corrigen la posibilidad de hipoglucemia, ya que se metabolizan lentamente liberando unidades de glucosa que pasan progresivamente a la sangre y dan lugar a concentraciones de glucosa en plasma menos elevadas y más extendidas.

Según Emma Ruiz, directora de Proyectos de la Fundación Española de Nutrición (FEN), «cada vez en España se tiende más a no prohibir el poder beber cerveza como bebida de recuperación después de una actividad física. La cerveza en un 98 por ciento es agua, que es lo que necesita el deportista en la recuperación, y además incluye otra serie de nutrientes que favorecen esa recuperación».

Durante la exposición del informe «Hábitos alimentarios y estilos de vida de los universitarios españoles» realizado por la FEN, Ruiz ha comentado que «cada vez más en nuestro país se empieza a ver la cerveza como una bebida aconsejable para la rehidratación después de hacer deporte».

Esta investigación revela también que el consumo moderado de esta bebida, tanto en su variedad tradicional como sin alcohol, tras realizar ejercicio físico en condiciones de elevada temperatura ambiental y abundante transpiración, puede permitir a recuperar las pérdidas hídricas en medidas similares al agua

Toda la actualidad en portada

comentarios