El gobierno francés propone un nuevo modelo de divorcio exprés: por internet y más económico

El coste del proceso se reduciría a 500 o 600 euros

ParísActualizado:

El gobierno francés espera acelerar los procedimiento del divorcio con consentimiento mutuo, a través de internet, que comienza a crecer de manera llamativa, minimizando los procedimientos legales y reduciendo el costo económico a unos 500 euros.

El divorcio de mutuo acuerdo, a través de internet, comenzó a generalizarse en Francia a partir de 2010, cuando aparecieron las primeras páginas web dirigidas por gabinetes de abogados especializados.

El gobierno de François Hollande ha presentado varias enmiendas a la legislación actual, con el fin de acelerar los procedimientos y facilitar el divorcio exprés, de forma telemática, con el fin de proponer un nuevo modelo que facilite el divorcio mutuo eliminando o reduciendo «al mínimo» la presencia de los esposos ante el juez.

El procedimiento tradicional del divorcio clásico suele durar seis meses largos, si todo va bien y ambas partes están totalmente de acuerdo. De uno a tres meses de procedimiento jurídico y de dos a tres meses de espera ante la audiencia clásica. Ese procedimiento tradicional cuesta entre 1.900 y 2.400 euros.

La generalización del divorcio de mutuo acuerdo, a través de internet, lleva varios años recortando los plazos y el costo. Varios gabinetes de abogados especializados, que ofrecen sus servicios y prestaciones en la Red, han recortado los plazos y el costo de manera significativa. A través de internet, el montaje del procedimiento puede realizarse en quince días cortos, si los esposos están totalmente de acuerdo. La espera de la sentencia sigue siendo de dos a tres meses. Pero el costo final de la separación/divorcio se reduce a 500 o 600 euros.

Al día de hoy, la presencia de los esposos, ante el tribunal, el día de la sentencia, como mínimo, sigue siendo indispensable. El gobierno propone acelerar y reducir los procedimientos, que pudieran culminar, quizá, con el posible divorcio ultra rápido, estudiado y sentenciado íntegramente a través de internet.

Se trataría, si el proyecto llega a consumarse, en esos términos, de un divorcio de nuevo cuño. Sería indispensable que los esposos estuviesen totalmente de acuerdo en la demanda de separación por consentimiento mutuo.