Miguel Ángel Ibarra Marín ha sido cesado como párroco de Medina
Miguel Ángel Ibarra Marín ha sido cesado como párroco de Medina

El falso cura que se ganó la confianza de Medina

Miguel Ángel Ibarra Marín contaba con la confianza y el respeto de los vecinos

Actualizado:

Los feligreses de Medina Sidonia han conocido con sorpresa e incredulidad que Miguel Ángel Ibarra Marín, que fuera párroco de Santa María y Santiago desde el pasado mes de septiembre, no había sido ordenado sacerdote. El colombiano, que se había ganado al pueblo en poco tiempo, se marchaba de forma precipitada el pasado 14 de diciembre rumbo a su país donde había sido requerido un día antes por el arzobispado del lugar.

Sin embargo, este sábado se conocía el motivo real de su viaje. Los medios colombianos difundían la noticia tras la confirmación y comunicación de la arhidiócesis de Antioquia a través de monseñor Orlando Antonio Corrales García. En Antioquia, Ibarra Marín había sido sacerdote desde 2011 procedente de Tunja. Tras su llegada surgieron dudas en cuanto a su ordenación y ha sido ahora cuando se ha pronunciado el responsable de la archidiócesis de Santa Fe sobre este presunto caso de falso sacerdote que ha causado la lógica conmoción entre quienes fueron sus feligreses. Este pasado mes de septiembre Miguel Ángel tomaba posesión como párroco de Santa María la Coronada y Santiago en la diócesis de Cádiz, según ha expuesto la autoridad eclesiástica gaditana, a raíz de un acuerdo firmado con el arzobispo de la archidiócesis de Santa Fe de Antioquia. Allí ha ejercido como sacerdote y ha administrado los sacramentos estos dos meses tal y como ha hecho durante los últimos dieciocho años.

Siga leyendo la noticia en La Voz de Cádiz