El doctor Lu estimula la zona lumbar a un paciente
El doctor Lu estimula la zona lumbar a un paciente - UCLA Health

Cinco lesionados medulares recuperan el control de la vejiga con un tratamiento para la depresión

La Universidad de California prueba con éxito la estimulación magnética, una estrategia indolora que no requiere cirugía

MADRID Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Para las personas que han sufrido una lesión medular, recuperar el control de los esfínteres puede ser un deseo casi tan fuerte como el de volver a caminar. Ahora, por primera vez, neurocientíficos de UCLA, la Universidad de California en Los Ángeles, han probado con éxito un tratamiento con estimulación magnética que podría acabar con una de sus principales preocupaciones.

Un pequeño estudio con cinco varones con lesión medular ha demostrado que la estimulación magnética sobre la zona lumbar puede devolver el control de la vejiga. Sin cirugía y de una forma indolora para los pacientes.

Los participantes estuvieron durante cuatro meses recibiendo sesiones semanales de 15 minutos de duración. La recuperación no fue instantánea, pero a las cuatro semanas ya se empezaron a ver resultados. Los cinco recuperaron la capacidad de orinar sin la ayuda de sondas o catéteres, aunque solo uno pudo prescindir por completo del sondaje. Los cuatro restantes pasaron de sondarse 6-7 veces al día a solo una vez. También se incrementó la capacidad de la vejiga, mejoró la función sexual y la intestinal, por lo que la estimulación magnética parece que podría ayudar a controlar la incontinencia fecal, señaló a ABC David Lu, el neurocirujano que ha dirigido el estudio.

Este estudio piloto se acaba de publicar en la revista «Scientific Reports» y solo es el primer paso. Sus autores ya están probando la terapia en un grupo más amplio de afectados que incluye a mujeres.

Contra la migraña, el ictus..

Laestimulación magnética no es una estrategia nueva. Este dispositivo, que utiliza campos magnéticos para estimular el sistema nervioso, es hoy el último recurso para tratar la depresión y la migraña, cuando fallan los medicamentos. En estos casos la estimulación se realiza sobre el cráneo. Para recuperar el control de la vejiga se actúa en la zona lumbar. El objetivo es «despertar» los circuitos nerviosos de la médula espinal que aún están operativos, aunque la conexión entre la médula espinal y el cerebro esté interrumpida por una lesión.

Indoloro y sin cirugía

El principio es similar al que persiguen los implantes eléctricos con electrodos utilizados frente al párkinson y otras enfermedades. La ventaja es que la estimulación magnética no necesita cirugía, no duele y es bastante menos costoso. Basta con pasar por encima de la piel este dispositivo con forma de mariposa.

Devolver el control de la vejiga no proporciona solo una mejora en la calidad de vida. Al eliminar el sondaje reduce el riesgo de sufrir infecciones urinarias de repetición, un problema frecuente en las personas que se ven obligadas a vaciar su vejiga con sonda.