Uno de los participantes del curso en la prueba de control de velocidad
Uno de los participantes del curso en la prueba de control de velocidad - Ford

Todos los errores de novato que pueden costar vidas en la carretera

Sergio Quesada, uno de los monitores del curso «Ford, conduce tu vida», ha insistido en que «mirar siempre lo más adelante posible en la carretera es clave»

María Lozano
MadridActualizado:

Las causas de accidentes en la carretera en España se deben principalmente a las distracciones (30%), el alcohol y otras drogas (14%) y a la circulación a velocidades inadecuadas (9%), según datos de la Dirección General de Tráfico (DGT). No obstante, en aquellos que resultan mortales, la velocidad condiciona lo que ocurre en un 29% de los casos.

Con el propósito de educar a los jóvenes conductores, Ford ha lanzado un año más el programa «Conduce tu vida», una campaña que cumple 7 años esta edición de 2019. Los cursos, impartidos en Alcobendas (Madrid) desde este jueves hasta el 10 de junio de manera gratuita, se dividen en cuatro módulos que permiten experimentar los riesgos que suponen las distracciones al volante o la importancia de la gestión de la velocidady el espacio en la carretera.

De esta manera los participantes, de entre 18 y 24 años, aprenden en un entorno controlado y siempre aconsejados de expertos en conducción y monitores de RACE cuáles son las principales situaciones de riesgo y sus posibles soluciones. Entre ellas se encuentran sobreviraje, técnicas de frenado de emergencia, o detección y prevención de peligros potenciales en la carretera.

Para conductores experimentados pueden parecer escenarios que tienen una fácil resolución, pero no ocurre lo mismo con aquellos más inexpertos. Sergio Fernández, uno de los especialistas del programa «Ford, conduce tu vida», ha explicado este jueves que en una situación de emergencia lo óptimo es frenar a fondo y pisar el embrague desde el principio porque el motor en vez de ayudar a frenar está empujando al coche.

Prueba de distracción en el curso «Ford, conduce tu vida»
Prueba de distracción en el curso «Ford, conduce tu vida» - Ford

Además, en la categoría de distracciones, Sergio Quesada, uno de los monitores del curso, ha insistido en que «mirar siempre lo más adelante posible en la carretera es clave para anticiparse los peligros y posibles accedentes». Con el objetivo de concienciar a los participantes de la peligrosidad de distraerse mientras se está al volante, en el programa han creado una prueba que consiste en evitar obstáculos situados estratégicamente en un circuito cerrado mientras se maneja el navegador o la radio del coche.

Para los más de 50 jóvenes que han participado esta mañana en el curso ha resultado imposible de completar de manera eficiente. «Cuando quitamos un segundo la vista de la carretera podemos recorrer muchos metros a ciegas y el sistema manos libres, aunque sea legal no es aconsejable. Lo importante es la distracción y en una conversación te estás distrayendo totalmente», ha asegurado Quesada.

Compartir la carretera con ciclistas

Esta séptima edición también ha dedicado por primera vez una sesión sobre «Share The Road», una formación que muestra a los jóvenes cuáles son las situaciones que se deben evitar cuando encontramos un ciclista en la carretera y cómo deben actuar. Además de guardar el metro y medio de seguridad reglamentario, los expertos han advertido que la perspectiva desde la que el conductor ve la bicicleta parece que se encuentra mucho más lejos de lo que en realidad está, por lo que este debería alejarse bastante más».

Para prevenir también accidentes con bicicletas, los monitores han enseñado a los participantes el sistema «Dutch Reach». Se trata de abrir la puerta del coche con la mano más alejada a la misma para que automáticamente la cabeza del que va a salir del vehículo se gire y pueda ver a los ciclistas que se acercan evitando así las colisiones.

Participantes de la VII Edición de los cursos «Ford, conduce Tu Vida» en Alcobendas
Participantes de la VII Edición de los cursos «Ford, conduce Tu Vida» en Alcobendas - Ford

En el programa para principiantes no solo han dado consejos de conducción, también han mostrado trucos de mantenimiento «básicos» que, según el monitor Nacho Ortega, deberían realizarse al menos una vez al mes.

En las ranuras el centro hay unas líneas trasversales que son menos profundas y para comprobar están en buen estado se puede meter una monera de un euro y, una vez toca el neumático, no se debe ver el borde dorado. Si en la parte que está en contacto con la rueda se puede observar ese límite de color oro, la rueda está demasiado desgastada.

Ortega ha asegurado que comprobaciones como esta, la revisión del aceite, líquido anticongelante o el del limpiaparabrisas son «imprescindibles y, más en una época como esta previa a las vacaciones de verano en la que hacemos largos trayectos con el coche».