A prueba el nuevo Audi A8: portento tecnológico de diseño minimalista

El precio base para el sedán con motor diésel arrancará desde los 97.500 euros, mientras que el modelo a gasolina estará disponible a partir de los 104.560 euros

CórdobaActualizado:

La cuarta generación de la berlina del fabricante alemán es todo un hito en confort y tecnología. Este moderno A8 se presenta con un diseño minimalista, pero revolucionario, «pensado así para que sea confortable tanto para el conductor como para los demás pasajeros». Así lo ha detallado el responsable de la gama alta de producto de Audi, Andrés Pastor. Y aunque Pastor lo define como un coche «más de confort que de conectividad», este nuevo modelo es un auténtico portento tecnológico.

Este nuevo modelo es también el primer automóvil de producción en el mundo desarrollado para una conducción altamente automatizada. Durante este 2018, Audi introducirá gradualmente funciones como el aparcamiento pilotado en plazas de aparcamiento y en garajes o el asistente para la conducción pilotada en atascos. Así lo detalla José Miguel Aparicio, director general de Audi España: «En el futuro los coches serán inteligentes, conectados y autónomos».

Desde ABC hemos tenido la oportunidad de ponernos al volante de este revolucionario modelo. El Audi A8 testado ha sido el modelo a gasolina: un 55 TFSI quattro tiptronic de 8 velocidades de 340 CV. Nada más entrar en el habitáculo, el confort y la seguridad te invaden. Esta renovación se asemeja a un lujoso y espacioso salón que puedes controlar desde su pantalla central e incluso los pasajeros que viajen en las plazas traseras también podrán cambiar los parámetros del sistema de infotaiment desde una unidad de control táctil.

Además, la zona más elegante de la nueva berlina de alta gama de Audi es el asiento trasero derecho, el cual incluye muchas opciones de ajuste y un reposapiés especial en el respaldo del asiento del acompañante delantero. De hecho, aquí, los pasajeros pueden hasta recibir masajes y calor en sus pies, en varios niveles.

Lujosas prestaciones

Este modeo ha sido probado en un viaje por carretera de Córdoba a Sevilla por la autopista A-4 de ida, y de vuelta por las espectaculares curvas del Parque Natural Sierra de Hornachuelos. Y el A8 ha demostrado gran destreza y seguridad a pesar de medir más de 5 metros de largo. Todo gracias a una dirección dinámica a las cuatro ruedas que redefine los límites de lo físicamente posible al permitir que los ángulos de giro de las ruedas en el eje delantero y en el trasero puedan ajustarse de forma independiente uno del otro. Y esto combina una respuesta ágil para el uso diario con una estabilidad superior.

Además, en el A8, Audi lleva sus estándares de alta calidad a la era digital mediante un sistema de manejo radicalmente nuevo. El A8 prescinde del mando rotativo con touchpad de su predecesor, y el MMI touch se convierte en el nuevo MMI touch response. El centro del salpicadero está presidido por una gran pantalla táctil de 25,7 cm (10,1 pulgadas), que cuando está apagada se integra en el diseño para hacerse casi invisible dentro de un entorno negro muy brillante, gracias a su panel oscuro con forma de «T». Pero cuando se inicia el sistema, aparecela interfaz de usuario, con gráficos nuevos y muy concisos. La estructura de los menús resulta muy intuitiva, como en un moderno smartphone.

De esa manera, el conductor controla el sistema de infotainment en la gran pantalla con la que la marca alemana abre un nuevo capítulo en cuanto a la experiencia de uso y manejo del sistema. Y también incluyen el Audi AI remote parking pilot y el Audi AI remote garage pilot. Dos sistemas que permiten realizar las maniobras de aparcamiento de forma extremadamente sencilla conduciendo de forma autónoma el A8 en espacios de estacionamiento en línea o en batería, así como en garajes o realizando la maniobra de salida de la plaza de aparcamiento.

Eso sí, el conductor debe vigilar las maniobras, aunque no es necesario que permanezca en el interior del vehículo: ambos sistemas se pueden iniciar desde un smartphone a través de la aplicación myAudi.

Rumbo a una nueva era

El nuevo Audi A8 se lanza al mercado europeo con dos motores V6 turbo completamente rediseñados: el 3.0 diésel del A8 50 TDI y el 3.0 de gasolina del A8 55 TFSI. El TDI genera una potencia máxima de 210 kW (286 CV), y la versión TFSI rinde 250 kW (340 CV). Pero durante 2018 se añadirán nuevos motores, así como una variante híbrida enchufable.

Y, por primera vez, el nuevo Audi A8 equipa de serie un grupo propulsor electrificado. Para este fin, los motores están dotados tecnología mild-hybrid de hibridación ligera (MHEV), con un alternador accionado por correa (BAS) y una batería de iones de litio con 10 Ah de capacidad. El nuevo A8 puede circular en modo de marcha por inercia con el motor apagado a velocidades entre 55 y 160 km/h. Tan pronto como el conductor pisa de nuevo el acelerador, el BAS permite un arranque rápido y muy suave.

Finalmente, el precio base para el sedán con motor diésel arrancará desde los 97.500 euros, mientras que el modelo a gasolina estará disponible a partir de los 104.560 euros.