El ministro de Exteriores en funciones, Josep Borrell
El ministro de Exteriores en funciones, Josep Borrell - AFP

El Gobierno estudia si la detención de un petrolero en Gibraltar se produjo en aguas territoriales españolas

Borrell revela que la retención, ocurrida esta mañana, tuvo lugar a petición expresa de EE.UU. al Reino Unido. El barco transportaba supuestamente petróleo de origen iraní

Agencias
Actualizado:

El ministro de Exteriores en funciones, Josep Borrell, ha revelado hoy que la retención del superpetrolero detenido hoy en Gibraltar se ha debido a una petición expresa de EE.UU. al Reino Unido, y también que se está estudiando si la inmovilización ha ocurrido en aguas territoriales españolas y no gibraltareñas, como el Gobierno del Peñón ha alegado. «Estamos viendo de qué manera afecta a nuestra soberanía, en la medida en que se ha producido en unas aguas cuya soberanía entendemos que es de España», ha avanzado.

España no reconoce a Gibraltar más aguas que las del puerto, porque en el Tratado de Utrecht no se cedieron, pero Reino Unido y el Peñón entienden que el mar que rodea el territorio son «aguas territoriales británicas de Gibraltar» y el área es escenario de incidentes frecuentes. Borrell ha asegurado este viernes que España tenía conocimiento de la operación que se iba a producir y ha detallado que había patrulleras de la Guardia Civil «securizando la zona».

Las fuerzas de seguridad de Gibraltar han abordado y detenido esta mañana un petrolero ante la sospecha de que trasladaba una carga de crudo –supuestamente de origen iraní– con destino a un puerto de Siria incumpliendo las sanciones impuestas por la Unión Europea, según ha informado el ministro principal de Gibraltar, Fabian Picardo.

«A primera hora de la mañana, las agencias de seguridad y las autoridades portuarias de Gibraltar, apoyadas por un destacamento de los Marines, han abordado un superpetrolero que llevaba petrólero crudo a Siria», ha asegurado Picardo, en una declaración en vídeo difundida en su página web, en la que ha confirmado que el buque y su carga han sido «detenidos».

Picardo ha señalado que la acción de las fuerzas de seguridad deriva de la información que ha recibido el Gobierno gibraltareño que apuntaba a que el buque «Grace 1» «estaba actuando en incumplimiento de las sanciones de la Unión Europea contra Siria».

«De hecho, tenemos razones para creer que el "Grace 1" estaba llevando su cargamento de petróleo crudo a la Refinería de Banias en Siria», ha señalado el ministro principal gibraltareño, antes de recordar que dicha refinería es propiedad de una entidad «sujeta a las sanciones de la Unión Europea contra Siria».

Tras señalar que el miércoles el Gobierno de Gibraltar publicó las regulaciones y un aviso para hacer cumplir las sanciones contra este buque y su carga, Picardo ha dicho que ha dado orden para que el capitán del puerto se haga con el control del petrolero con el apoyo de la Policía y el servicio aduanero.