Uno de los policías liberados por las FARC confirma que fueron torturados
El ministro de Defensa, Juan Carlos Pinzón (derecha), junto a los policías Cristian Camilo Yate (izquierda) y - efe
colombia

Uno de los policías liberados por las FARC confirma que fueron torturados

«Nos amenazaron con picarnos con una motosierra y echarnos a los perros», afirma el agente Víctor Alfonso González

Actualizado:

El agente de la Policía colombiana Víctor Alfonso González -secuestrado a finales de enero por las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y liberado la semana pasada- ha confirmado en una entrevista que los guerrilleros le torturaron.

El ministro de Defensa colombiano, Juan Carlos Pinzón, denunció el miércoles que los agentes sufrieron malos tratos por parte de los guerrilleros durante su cautiverio, aunque las FARC acusaron al ministro de mentir en un comunicado posterior.

«Nos amenazaron con picarnos con una motosierra y echarnos a los perros», ha denunciado en la entrevista con el diario «El Tiempo».

Los agentes González, de 26 años, y Cristian Camilo Yate, de 21, fueron secuestrados el pasado 25 de enero en Valle del Cauca. González ha asegurado que los guerrilleros les golpearon durante el secuestro, les rasgaron la ropa nada más capturarlos y tuvieron que dormir en algunos momentos en medio de la selva.

Les golpearon, les rasgaron la ropa y durmieron en medio de la selva

Ambos policías fueron interrogados por miembros de las FARC para obtener información. Un guerrillero «le echó aceite a una bolsa -me acuerdo que era de color naranja- y me la puso en la cabeza. Cuando no podía respirar me golpeaba en el estómago. Ahí vi la muerte cerca», ha denunciado el agente.

Los malos tratos se sucedieron durante los primeros días. González precisó que los golpes y las amenazas de muerte cesaron cuándo se enteraron de que las FARC habían reconocido el secuestro y el Gobierno comenzó a demandar su liberación, aunque siempre estuvieron custodiados y los guerrilleros seguían apuntándoles con sus armas. «No tengo por qué decir mentiras. No me gusta parecer víctima, simplemente estoy contando lo que pasó», ha subrayado el agente de policía acerca de las torturas sufridas.