Iker y Sara, bienvenidos al barrio
La pareja durante la celebración del Open de tenis de Madrid - ABC

Iker y Sara, bienvenidos al barrio

El futbolista y la periodista estrenan casa en La Finca, una urbanización de lujo. Así vivirá la pareja de moda

Actualizado:

Comprometidos y compenetrados como hasta ahora ninguno de los dos lo había estado con otra persona, el futbolista Iker Casillas y la periodista Sara Carbonero se han convertido en el último «fichaje» de la lujosa urbanización La Finca de Somosaguas, en el término municipal de Pozuelo de Alarcón (Madrid), donde se instalarán en cuanto terminen las obras de reforma que están realizando en uno de los chalets que recientemente han adquirido (se habla de un desembolso de 1.800.000 de euros, para una construcción de unos 480 metros que cuenta, además, con jardín y piscina).

Enamorados y seguros de que su relación es estable y lo suficientemente firme como para emprender un proyecto de vida en común, la pareja abandonará la casa que hasta la fecha habita en Boadilla del Monte, donde es muy difícil permanecer al margen de miradas indiscretas.

Sin duda, Iker y Sara allí encontrarán esa discreción que siempre buscan, además de la comodidad de estar más cerca de sus amigos y del casco urbano madrileño. La suya no figura entre las viviendas más caras de La Finca, las que construye casi a medida el arquitecto Joaquín Torres y que se sitúan en la zona conocida como Los Lagos. Precisamente en ese lugar residen desde Cristino Ronaldo, Kaká o Mourinho hasta Alejandro Sanz o Borja Thyssen. A pesar de que Iker está considerado como el mejor portero del mundo y sus ingresos, tanto por parte del Real Madrid como por sus campañas publicitarias, le permitirían elegir la casa que quisiera, ha optado por una vivienda de casi 500 metros distribuidos en cuatro alturas, muy similar a las que tienen el motociclista y DJ Fonsi Nieto o la presentadora Nuria Roca.

Para Sara también será mucho más cómoda la vida en Pozuelo. Allí tiene cerca a grandes amigas, como son la estilista Ana Antick o Raquel Pereda, pareja de Alejandro Sanz. Y si quiere, también puede coincidir con la modelo Irina Shayk, novia de Ronaldo, y hasta compartir clase de spinning en el gimnasio Reebok de La Finca, donde entrenan Francisco Rivera y Gonzalo Miró, dos ex de Eugenia Martínez dew Irujo.

Si se trata de ir de compras, los vecinos de La Finca suelen recurrir al centro comercial que hay en Prado de Somosaguas, donde están los servicios más habituales para el día a día (farmacia, supermercado, tintorería, papelería, tienda de chuches, banco, cafeterías…). Y si buscan algo de moda, lo habitual es visitar el Zoco de Pozuelo (Cristiano Ronaldo acude regularmente a este centro comercial, donde se encuentra Urrechu, uno de sus restaurantes favoritos) o El Zielo. Precisamente en una de sus locales, Cool, es donde suele comprar ropa Sara Carbonero, al igual que las hermanas Koplowitz o Paula Echevarría.

En cuanto al resto de servicios que encontrarán en su nuevo barrio cabe citar el hospital Quirón, que se ha convertido en uno de los referentes en sanidad madrileña, al igual que el hospital Montepríncipe, también próximo a la zona. En fin, Sara Carbonero e Iker Casillas a buen seguro que van a estar encantados con su nueva vida. Si se animan a pasar por la vicaría, bien pueden hacerlo en la iglesia de Prado de Somosaguas, a la que a diario acuden a rezar la familia Ruiz Mateos, o en la parroquia de Santa María de Caná (en la avenida de Europa de Pozuelo), donde el padre Jesús Higares llena a reventar con sus misas. Y ya puestos, si la cosa va a más y deciden crear su propia familia, a la hora de buscar dónde educar a los niños hay para elegir: o el Colegio Británico, a escasos metros de su vivienda, o el centro concertado Veritas, que años atrás fue un colegio privado y femenino en el que estudiaron las nietas de Franco.