Bono, junto al busto del último presidente de la II República, Manuel Azaña, que ha sido donado por Izquierda Socialista, y cuya ubicación es el Vestíbulo de Isabel II del Palacio de las Cortes - efe
reacciones al psoe

Bono quiere un líder para el PSOE que grite sin pudores «viva España»

Trinidad Jiménez ve «razonable» que Rubalcaba presida el Grupo Parlamentario Socialista

madrid Actualizado:

El presidente del Congreso, José Bono, considera que el PSOE debe elegir como líder a un "socialista moderado", "sin complejos de territorio, de edad ni de clase" al que no le dé "vergüenza gritar "Viva España" al cerrar el congreso del que salga elegido, al igual que ha hecho el secretario general de los socialistas portugueses ante el reciente cónclave del PSP. Así lo ha asegurado Bono en declaraciones en el Congreso, tras subrayar que no es "momento de reproches ni de ajustes de cuentas" en el seno del PSOE, entre otras cosas, porque las elecciones las han perdido "todos" los socialistas. A su juicio, el próximo secretario general del partido debe ser un socialista "moderado" y no un "dogmático" que se crea en posesión de "toda la razón", sino que ha de estar dispuesto a buscarla "con aquellos que discrepan".

«¿El PSC forma parte del PSOE?», cuestiona

"Un español sin complejos", ha reclamado, haciendo hincapié en que "viva España" no es "un grito ni de la derecha ni del franquismo"."España es madre, no madrastra y es garantía de igualdad entre los españoles", ha enfatizado, incidiendo en que "quien sea elegido no debe tener complejos en defender la solidaridad que España representa". Preguntado sobre si un dirigente del PSC podría lanzar el grito de "viva España" que él propugna, Bono ha lamentado que los socialistas catalanes "llevan demasiado tiempo diciendo que no son el PSOE" y ha apuntado que "sería bueno escucharles decir que pertenecen" a él. "¿Se puede ser presidente del PSOE sin formar parte de él?", se ha preguntado, autorespondiéndose que es "evidente que no". "¿El PSC forma parte del PSOE?", ha agregado, para contestarse que él "siempre" ha creído que sí aunque "algunos de sus militantes se han esforzado mucho en los últimos años en demostrar que no". Bono ha apuntado a dos personas a las que considera jóvenes valores del PSOE: el alcalde de Soria, Carlos Martínez, y el de Toledo, Emiliano García Page. Desde su punto de vista, ambos deberían formar parte de la Ejecutiva Federal que salga del 38 Congreso de febrero porque en la nueva dirección debe haber "gentes que ganen" y que "expliquen cómo se gana". "En la Iglesia, para ser obispo no hay que llevar sotana ni cruz, pero al menos hay que creer en Dios; en el PSOE lo primero que hay que ser es ganador y tenemos que buscar a persona que ganen", ha recalcado.

Bono se ha descartado para competir otra vez por el liderazgo del PSOE

Después de lanzar todas estas opiniones, Bono ha puesto de manifiesto que él se descarta para competir otra vez por el liderazgo de su partido. "Yo no quiero dirigir el PSOE", ha confesado, explicando que decidió "conscientemente" no presentarse a las elecciones para "no tener la tentación" de quedarse como diputado.

Jiménez quiere a Rubalcaba

También ha hablado sobre la crisis que atraviesa el partido de Ferraz la titular de Asuntos Exteriores y de Cooperación en funciones, Trinidad Jiménez, ha considerado este lunes "razonable" que el candidato del PSOE en las pasadas generales, Alfredo Pérez Rubalcaba, asuma la presidencia del Grupo Parlamentario Socialista que se constituirá, como el resto de los grupos, a partir del próximo 13 de diciembre. En declaraciones a los medios de comunicación en el Congreso, Jiménez ha opinado que la Comisión Ejecutiva Federal decidirá hoy que Rubalcaba asuma la presidencia del grupo y "la portavocía en la sesión de investidura" de los socialistas en el debate de investidura de Mariano Rajoy. "Es razonable que sea así porque es quien se ha medido con Rajoy en las elecciones", ha argumentado. Por su parte, Carme Chacón ha dicho hoy que respalda que Rubalcaba sea quien dé la réplica al popular Mariano Rajoy en su debate de investidura en el Congreso de los Diputados.

«Es la hora de los militantes»

Rojo apela a la autocrítica en el PSOE y dice que es la hora de los militantes

El presidente del Senado, Javier Rojo, ha insistido hoy en que ésta "es la hora de los militantes" en el PSOE, que tienen en sus manos decidir sobre el futuro de un partido que es patrimonio de toda la sociedad. Pese a que su postura no obtuvo respaldo mayoritario en el Comité Federal del PSOE del sábado, que refrendó la elección de la nueva dirección por el sistema de delegados, Rojo sigue "pensando lo mismo" y que las decisiones deben tomarse con "el máximo de participación". Tras unas elecciones catastróficas para los socialistas, "los militantes tienen el deber y el derecho de exigirnos soluciones. No puede ser que pensemos que toda la culpa la tienen los de fuera y los de dentro no", ha aseverado Rojo. Él, personalmente, dice asumir su "cuota de responsabilidad" en la derrota y estar dispuesto a que "decidan los militantes con mucha calma y responsabilidad, porque los partidos no son sólo de sus dirigentes, ni de sus militantes, son de toda la sociedad".