Imagen de la central Vandellos II en Tarragona
Imagen de la central Vandellos II en Tarragona

El Consejo de Seguridad Nuclear demanda un análisis a cada central tras revisar los últimos incidentes

EP |
MADRIDActualizado:

El Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) se ha reunido esta mañana con el comité de enlace CSN-UNESA, en el que están representadas las empresas propietarias de las plantas nucleares, para analizar con caracter monográfico los últimos incidentes ocurridos en las centrales, y demanda un análisis a cada una de ellas, así como de sus programas complementarios para reforzar los recursos y las inversiones, entre ellos, el análisis y plan de acción requerido a la central de Cofrentes tras los dos sucesos de apertura de válvulas de alivio del circuito primario.

Así, en la reunión se han revisado los incidentes más relevantes, los resultados de los indicadores de funcionamiento y las tendencias de los mismos, así como los programas específicos, que ya se están desarrollando en estos momentos en las plantas nucleares por petición del CSN, adicionales a los habituales que ya se realizan como consecuencia de los análisis de la experiencia operativa o la nueva normativa.

Entre estos programas destacan: el plan 'PROCURA' de la central nuclear de Ascó para el refuerzo de la organización tras el incidente de liberación de partículas radiactivas; el análisis y plan de acción requerido a la central de Cofrentes tras los dos sucesos de apertura de válvulas de alivio del circuito primario; el plan especial de vigilancia radiológica de los emplazamientos tras la detección de contaminación radiactiva en varios emplazamientos; y por último, la finalización de la implantación de las modificaciones derivadas de la rotura de tubería del sistema de servicios esenciales de la central nuclear de Vandellós II.

Asimismo, los titulares se han comprometido a realizar un análisis para cada una de las plantas y a establecer programas complementarios de mejora para reforzar los recursos e inversiones en las áreas que se consideren necesarias, incluyendo: mantenimiento, formación de personal, análisis de experiencia operativa, renovación de equipos y dotación de plantillas. Estos planes serán un elemento a tener en cuenta por el CSN en la renovación de las autorizaciones de explotación de las plantas, previstas entre 2009 y 2011.