Interior trabaja en fórmulas legales para la «devolución en caliente» de los inmigrantes
Jorge Fernández Díaz, ministro del Interior - efe

Interior trabaja en fórmulas legales para la «devolución en caliente» de los inmigrantes

Marcelino Iglesias acusa a la Guardia Civil de «tirotear» a los subsaharianos que murieron ahogados al tratar de llegar a España

Actualizado:

El Ministerio del Interior ha creado un grupo de trabajo con el objetivo de trabajar en fórmulas que proporcionen un marco legal a las denominadas «devoluciones en caliente», una práctica que se sigue habitualmente para retornar de forma inmediata a Marruecos a los inmigrantes cuando llegan a España.

Fuentes oficiales han asegurado a Efe que este grupo de trabajo, integrado por especialistas de diversas áreas del Ministerio del Interior, todavía está en «fase embrionaria» y tiene como misión estudiar y trabajar en «fórmulas que encajen con el derecho comunitario para contemplar los rechazos en frontera».

Estas devoluciones en caliente no están recogidas en la normativa actual, pero existe un tratado con Marruecos que permite a España devolver a los inmigrantes que han entrado ilegalmente por la frontera marroquí, tal y como ha recordado el portavoz del PP en el Congreso, Alfonso Alonso.

Inmigrantes «tiroteados»

Este anuncio llega dos semanas después de la tragedia de Ceuta, en la que murieron 15 inmigrantes cuando intentaban alcanzar a nado la costa española. Sobre este asunto ha hablado hoy el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en la sesión de control al Gobierno en el Senado. El jefe del Ejecutivo ha trasladado su «sentimiento y pesar» que realizó el portavoz socialista en el Senado, Marcelino Iglesias. A partir de ahí, defendió la labor de la Guardia Civil con una cita textual de un «ilustre representante» del PSOE.

Iglesias reclamó a Rajoy conocer «quién dio la orden» a la Guardia Civil para «tirotear en el mar» a los inmigrantes. «Hay un dicho callejero que se utiliza mucho en México y es que cuando en este país hay algún sospechoso es la Policía -ha respondido Rajoy-. Pues bien, parece que en estos últimos tiempos hay determinados sectores que quieren hacer a la Guardia Civil sospechosa de no sé qué comportamientos y yo me niego totalmente porque la sospecha es la duda».

El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, cuestionado por lo ocurrido en Ceuta, se rebeló contra las «calumnias» que se lanzan contra la Guardia Civil, pues «nadie disparó pelotas de goma» contra los inmigrantes. «Es indigno lo que usted está haciendo con la Guardia Civil y con lo que ha ocurrido en Ceuta», reprochó a la oposición. Fernández Díaz ha dicho también que confía en que «pronto» se vean los vídeos de la actuación policial y ha dejado claro que, «mientras no se demuestre lo contrario todos murieron en aguas marroquíes».

El ministro se ha remitido, como ya hiciera en su comparecencia en el Congreso, a las palabras de su precedesor en el cargo, el socialista José Antonio Alonso, que ante la muerte de dos migrantes en Ceuta en 2005, uno con herida de bala, salió en defensa del Instituto Armado. «El Gobierno no da instrucciones a nadie para que se comporte de determinada manera porque la Guardia Civil tiene un respeto de la Constitución. Esto es lo que ustedes dijeron entonces», ha dicho el ministro al senador socialista Enrique Cascallana, tras incidir en que para el Gobierno de Zapatero el asunto de la inmigración irrregular era «una política de Estado».