Formación del Juventud Torremolinos en la temporada que acaba de finalizar
Formación del Juventud Torremolinos en la temporada que acaba de finalizar - @JTorremolinos CF
Tercera división

El lío en Tercera división que trae de cabeza a la Federación

La decisión sobre el posible descenso de hasta ocho equipos en un mismo grupo tiene en vilo al fútbol andaluz

Actualizado:

Pablo Lozano, nuevo presidente de la Federación Andaluza de Fútbol (RFAF), ha convocado para este lunes una reunión de su comité ejecutivo para abordar el grave enredo en el que se encuentra el Grupo IX de Tercera división, en el que pueden acumularse hasta ocho descensos debido a los arrastres desde Segunda división B. Como estaba previsto, los cinco últimos clasificados (Martos, Atarfe, UD San Pedro, Guadix y River Melilla) han perdido la categoría, pero a ellos se pueden unir tres conjuntos malagueños (CD Rincón, Juventud Torremolinos y Alhaurino) si la RFEF mantiene la hoja de ruta que preveía reducir este grupo de 22 a 20 equipos en la temporada 2019-20. Ante esta posible escabechina, estas tres entidades intentan que esta reducción no se ejecute este verano.

Como informó ABC, la RFEF tenía previsto que en la temporada que acaba de finalizar hubiera cinco descensos para dejar en 20 equipos el Grupo IX de Tercera división, que fue ampliado a 22 antes del inicio del curso 2017-18 gracias a una facultad excepcional que recoge el artículo 195 del reglamento de la Federación Española. A pesar de la petición realizada por varios equipos para volver a 20 equipos en la temporada 2018-19, el ajuste no se realizó finalmente y la Federación Andaluza se encuentra ahora con un grave problema porque puede verse obligada a descender de golpe a ocho clubes.

La intención federativa era que, en la campaña 2019-20, este grupo se redujera y volviera a estar formado por 20 equipos, pero la clasificación final de Segunda B ha complicado el objetivo porque tres conjuntos de bronce descendidos (Atlético Malagueño, Almería B y El Ejido) caen al Grupo IX de Tercera, en el que no se han producido ascensos. Este es el motivo por el que CD Rincón (17º), Juventus Torremolinos (16º) y Alhaurino (15º) ven peligrar su continuidad en esta categoría.

«Este curso se ha producido una carambola inesperada por los tres descensos andaluces de Segunda B, nadie se la podía imaginar. La Federación debe pensar bien cómo solucionar este problema porque, si reduce el Grupo IX de Tercera, también habrá arrastres en las categorías inferiores», explica Alain Patrick, el gerente del Juventud Torremolinos CF, a este periódico.

Ante esta anómala situación, CD Rincón, Juventud Torremolinos y Alhaurino intentan que el Grupo IX de Tercera división repita y sea de 22 conjuntos en la temporada 2019-20, una posibilidad que fue rechazada por algunos clubes en una reunión celebrada en Loja (Granada) al término de la última Liga, donde se recordó que ese fue el compromiso con el que comenzó el campeonato. Allí, la RFAF advirtió que si un solo equipo se oponía a mantener la actual composición numérica, el grupo tendría que pasar a ser de 20. En este sentido, los equipos no quieren que esta situación se termine convirtiendo en una guerra entre ellos y reclaman que sea la Federación la que se moje y tome la decisión final de mantener el grupo con 22 clubes o bien reducirlo a 20.

«La Federación no puede dejar que esta responsabilidad recaíga en los clubes», afirma Patrick. Sin embargo, la Secretaría General de la RFAF, según ha sabido ABC, envió el pasado 3 de julio una comunicación para conocer la opinión de los clubes sobre el número conveniente de equipos en el Grupo IX de Tercera división (20 o 22) para la temporada 2019-20. Respuestas que tuvieron que dar antes del viernes a las 13.00 horas.

Petición a la RFEF

En su lucha por intentar la permanencia en Tercera división, los clubes que intentan evitar el descenso recuerdan que, el pasado 15 de abril, la Secretaría General de la RFAF les comunicó que al acabar la temporada 2018-19, y en caso de que fuera necesario que el grupo volviera a estar compuesto por 22 equipos debido a un elevado número de descensos, se realizaría la oportuna solicitud a la RFEF, petición que piden ahora que sea cursada.

«Tras las asambleas ordinaria y extraordinaria de la Real Federación Andaluza de Fútbol celebradas este sábado, desde el CD Alhaurino nos mantenemos a la espera de las decisiones que se tomen con respecto a la situación del Grupo IX de Tercera división. Como se ha trasladado a la opinión pública durante esta semana, hemos solicitado la toma en consideración de la comunicación dirigida a los clubes del Grupo IX por parte de la RFAF, en la cual se indicó que, en caso necesario, ésta solicitaría a la Real Federación Española que el grupo quede configurado con 22 equipos de cara a la temporada 2019-20», explica a este periódico el club malagueño, uno de los amenazados por el descenso.

En este sentido, el CD Alhaurino considera que «se han dado las condiciones suficientes para que se dé curso a dicha solicitud, teniendo en cuenta que se ha producido el peor caso posible sumando los descensos desde Segunda B y el hecho de que no se han producido ascensos a la categoría superior de ninguno de los equipos que compitió en el Grupo IX». «Lo que solicita el CD Alhaurino no supone en absoluto un trato de favor o una excepción, ya que los mecanismos de grupos supernumerarios en caso de descensos masivos desde la categoría superior están regulados en el artículo 195 de la RFEF, del que simplemente solicitamos su aplicación», añaden desde el club malagueño.

Otras posibles soluciones

Además de la opción de volver a repetir un grupo con 22 equipos, existen otras posibilidades, como que dos conjuntos del Grupo IX pasen a formar parte del Grupo X, el otro andaluz, que está formado por 20 conjuntos. Esta vía evitaría el descenso de Juventud Torremolinos y Alhaurino. Otra posible alternativa sería trasladar a los equipos almerienses (Poli Almería y Almería B) al Grupo XIII, el murciano, en el que ya hay otros dos conjuntos de esa provincia andaluza: el Huércal-Overa y Atlético Pulpileño.

El dirigente de la RFAF encargado de Tercera, el presidente de la Granadina, José Manuel Molina Maza, ha mostrado estos días su comprensión hacia los equipos malagueños afectados por esta situación. «La decisión se tomó el verano anterior, y fue aprobada. Ya he presentado el correspondiente informe a la Española por esta situación tan especial, para ver si hay alguna posibilidad de hacer variaciones», afirmó en el Diario Sur, aunque añadió que no será fácil cambiar lo firmado al comienzo de la anterior campaña, «porque entonces también se pueden quejar los que quieren que el grupo se quede con 20 equipos».

Un gran enredo para el que Pablo Lozano, que fue ratificado este sábado como presidente de la RFAF por mayoría absoluta, intentará buscar este lunes una solución que no parece fácil porque no todos están de acuerdo en que el Grupo IX siga siendo de 22 clubes por varios motivos. El primero, deportivo. En este grupo se juegan cuatro jornadas más que en el resto y ese cansancio se nota a la hora de tener que afrontar un playoff de ascenso, explica un dirigente a ABC. Además, hay que disputar jornadas entre semana, lo que supone un grave perjuicio para jugadores que no viven del fútbol y para clubes que, en un miércoles, hacen taquillas ridículas. «Nuestro club quiere ser solidario y evidentemente no comparte que equipos que se han ganado la permanencia desciendan por las decisiones de años anteriores que tienen su reflejo en este. Pero también llamamos a la reflexión. La Federación Española debe de afrontar la realidad y asumir el coste de lo que supone jugar en un grupo con 22 equipos y plantear soluciones tanto deportivas como económicas», añade.

Desde el CD Alhaurino agradecen «las muestras de apoyo recibidos tanto de diversas instituciones como de personas particulares, así como a los medios de comunicación por haberse hecho eco de esta situación»