Ventanas FIBALa FEB no descarta un acuerdo

La Federación confía en un pacto de última hora que permita a Scariolo contar con los jugadores de Euroliga

Actualizado:

Sergio Scariolo es un tipo metódico al que le gusta tener todo calculado. Antes de cada partido, visiona horas del rival, al que analiza al detalle, y en los entrenamientos supervisa casi cada ejercicio. Un técnico obsesivo con el trabajo que vive estos días inquieto por no saber aún cómo va a poder afrontar los partidos de clasificación para el Mundial 2019 con la selección española. «Las cosas que no se planifican y se cambian a última hora o sobre la marcha no son cosas deseables. Pase lo que pase, creo que ya salimos todos perdiendo excepto los que trabajamos sobre la cancha», señaló ayer el seleccionador en un acto de Sportium. El técnico confirmó también que «lleva mal la situación», que calificó de «atípica y absurda».

«De lo único que tengo ganas es de que se resuelva de la mejora manera posible para ir a muerte con el equipo que tengamos disponible para estos dos encuentros», explicó. Scariolo, que hizo una lista de 24 jugadores en la que estaban varios de los que disputan la Euroliga el mismo día del Montenegro-España, sabrá este fin de semana con cuántos de ellos puede contar finalmente en la concentración que comenzará el lunes en Madrid.

Según confirmó ayer la Federación a ABC, ninguno de los seleccionados ha dicho aún que no va a ir con España a esos dos partidos clasificatorios, aunque los once que pertenecen a clubes de Euroliga no se incorporarían a esa concentración de no mediar un acuerdo previo. Ese pacto es el que se busca a contrarreloj en las entrañas de Europa. El eurodiputado popular Santiago Fisas es el encargado del Consejo Superior de Deportes para mediar entre la FIBA y la Euroliga en este asunto que, a una semana del primer partido clasificatorio, aún sigue sin solución a la vista. «Vamos a apurar los plazos para el acuerdo de las partes, de forma que no se generen situaciones polémicas innecesariamente», explicaba ayer Jorge Garbajosa a este periódico.

El presidente de la Federación Española de Baloncesto (FEB) no descartaba aún un pacto temporal que permita a los países contar con los jugadores de la Euroliga en esta primera ventana de clasificación y que dé aire a una negociación enquistada desde hace meses. «Personalmente, voy a seguir trabajando para conseguir que haya un acuerdo que nos permita, al menos, ganar tiempo en esta temporada y alcanzar un horizonte de estabilidad en el baloncesto europeo para los próximos años», afirmaba.

Mientras llega o no ese acuerdo, Scariolo vive con incertidumbre el presente, aunque prefiere centrarse solo en la cancha. El italiano esperará hasta hoy para modificar esa lista que entregó hace unos días y duplicará sus esfuerzos para planificar diferentes escenarios pensando en esa clasificación mundialista que, de no conseguirse, podría dejar a España sin un gran torneo hasta 2021.