Kangaroo walking - PanBK

El único animal con cinco patas

Descubren que los canguros se ayudan de su fuerte cola para caminar como si se tratara de una pata más

abc.es
Actualizado:

Cuando saltan, los canguros utilizan su cola como un contrapeso que les ayuda a equilibrarse durante el «vuelo». Y si necesitan moverse más despacio, se inclinan sobre el suelo y caminan ayudándose de sus cuatro patas... Y de la cola. Ahora, una investigación de la universidad Simon Fraser en Burnaby, Canadá, ha encontrado pruebas por las que se puede afirmar que la cola funciona como una «quinta pata».

El estudio, dirigido por Max Donelan y publicado en « Royal Society journal Biology Letters», ha descubierto que la cola hace más fuerza al caminar que las propias patas del canguro.

«Hemos medido las fuerzas que la cola hace sobre el terreno y la fuerza mecánica que genera, y el resultado es que la cola es responsable de una fuerza propulsora mayor que la de todas las patas juntas », ha explicado Donelan, que trabaja en el laboratorio de locomoción de la universidad Simon Fraser, y que ha estudiado la forma de caminar de las musarañas, gatos, cocodrilos, jirafas y elefantes. «Los animales han descubierto muchos usos para sus colas, pero por lo que sabemos este es el único que la usa como pata».

Una nueva forma de propulsión

Al estudiar esta forma de movimiento «pentapedal» han descubierto que la cola hace tanta fuerza como una pierna humana al caminar a la misma velocidad, por lo que queda claro que «su cola muscular es usada para impulsarse en el movimiento, como una pierna».

Este hallazgo, entre otras cosas, muestra lo importante que es estirar algunas partes del cuerpo cuando se camina para permitir que los distintos miembros se repartan el peso. «Sabemos que los humanos lo hacen perfectamente si están sanos. Pero algunas personas con problemas de locomoción no lo hacen tan bien, y tienen que esforzarse más para caminar».

Estas investigaciones pueden ser muy útiles para resolver problemas cotidianos. De hecho, algunos ingenieros y científicos se han basado en los hallazgos que el equipo de Donelan ha hecho en la locomoción humana para diseñar prótesis y exoesqueletos. Ahora, según el director del estudio, los canguros aportan una solución nueva para el mismo problema biomecánico.