Obama cree que EE.UU. debe revisar su política hacia Cuba
Barack Obama con el exjugador de la NBA Alonzo Mourning, este sábado en Fort Lauderdale, Florida - reuters

Obama cree que EE.UU. debe revisar su política hacia Cuba

El presidente se reune con Guillermo Fariñas y Berta Soler en la casa de Miami de Jorge Mas Santos

Actualizado:

Barack Obama cree queha llegado el momento de que Estados Unidos revise las relaciones con Cuba, después de más de medio siglo de embargo económico contra la isla comunista.

Fue la primera vez que Obama se reunió con opositores anticastristas en los cinco años que lleva en la Casa Blanca.Obama asistió el viernes a un encuentro con un grupo de opositores cubanos en la residencia del presidente de la Fundación Nacional Cubanoamericana (FNCA), Jorge Mas Santos, entre los que se encontraban Guillermo Fariñas y .Berta Soler

El presidente norteamericano afirmó que la liberación política de la isla recae en los cubanos, pero que EE.UU. puede contribuir con una actitud «creativa y reflexiva» en las relaciones, informa Afp. Lamentó, sin embargo, el creciente «partidismo» que se vive en Washington en relación a la isla, que a su juicio bloquea la posibilidad de avances.

«Hemos comenzado a ver cambios en Cuba»El presidente dijo también en Miami, donde asistió a un acto para recaudar fondos para el Partido Demócrata, que «hemos comenzado a ver cambios en Cuba», en referencia a las incipientes reformas económicas emprendidas por la dictadura de los hermanos Castro.

A la salida de la reunión, Guillermo Fariñas agradeció al presidente Obama su encuentro con la oposición y consideró que este «ha sido un día único». El disidente cubano, protagonista de más de una veintena de huelgas de hambre y portavoz de la Unión Patriótica de Cuba (Unpacu), afirmó que Obama les trasladó el firme apoyo de Estados Unidos a la causa del exilio en su defensa por la libertad. Preguntado por si tiene miedo a regresar a la isla tras la reunión con Barack Obama, Guillermo Fariñas aseguró que no, pero tampoco descartó «represalias» de las autoridades cubanas. Al mismo tiempo, Berta Soler hizo hincapié en que la libertad de Cuba «depende exclusivamente de los cubanos», informa Efe.

Reclaman más audacia

En cuanto a la revisión de la política de la Casa Blanca respecto a La Habana, el «think tank» Cuba Study Group respaldó al presidente «por resaltar los beneficios que su política de mayor apertura ha tenido para fortalecer a la sociedad civil y facilitar el cambio en Cuba». En un comunicado divulgado este sábado, la organización con sede en Washington y Miami confió en que Barack Obama «aproveche esta oportunidad para dar pasos más audaces y romper el aislamiento, fortalecer al creciente sector empresarial en Cuba y eliminar sanciones contraproducentes que solo representan obstáculos para un mayor cambio en la isla».

El encuentro de Obama con la disidencia cubana, celebrado en una residencia en Pinecrest (sur de Miami), duró cerca de 40 minutos y al mismo asistieron unas 30 personas, en su gran mayoría de la comunidad cubana en Florida. Obama, cuyo encuentro con los disidentes cubanos no había sido anunciado oficialmente, llegó el viernes a Miami en una corta visita en la que celebró también varios actos para la recaudación de fondos electorales.