José Luis Rodríguez Zapatero, expresidente del Gobierno - Efe

Zapatero ficha por una fundación alemana que promociona la paz

Actualizado:

El expresidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero ha comunicado al presidente del Consejo de Estado, José Manuel Romay Beccaría, su voluntad de suspender temporalmente su pertenencia a este órgano, ya que ha aceptado desempeñar la Presidencia del Consejo Asesor de la fundación alemana Instituto de Diplomacia Cultural.

Según ha informado el expresidente en un comunicado, este puesto le reclamará una dedicación constante a partir del 1 de septiembre de 2015. Fuentes de su entorno han explicado a Europa Press que su compromiso inicial con esta fundación es de dos años.

Fundada en 1999, el Institute for Cultural Diplomacy (ICD) es una organización no gubernamental sin ánimo de lucro, ubicada en Berlín, cuya misión es la promoción de la paz y el entendimiento entre los pueblos a través del desarrollo de las relaciones interculturales en todos los ámbitos. Realiza su misión mediante la organización de conferencias internacionales, encuentros y programas académicos, e intercambios culturales.

Con la marcha de Zapatero, no queda ningún expresidente en el Consejo de Estado. El que fuera líder del PSOE entró en el órgano consultivo en febrero de 2012, en virtud de una ley que aprobó su Gobierno en 2004 que convertía en consejeros natos —por razón de su cargo— a los expresidentes que quisieran ingresar. Al entrar en este órgano, Zapatero renunció a la pensión que le correspondía como expresidente.

Su antecesor en la Moncloa, José María Aznar, se incorporó al Consejo de Estado en abril de 2005 pero renunció en junio de 2006, para ser consejero del grupo de medios de comunicación de Rupert Murdoch, News Corporation. Felipe González no llegó a entrar, y tampoco los fallecidos Adolfo Suárez y Leopoldo Calvo-Sotelo.