La Shica llega al Teatro Español con «ESPAIN, dolor del bueno»
La cantante Elsa Rovayo, «La Shica», en un cartel promocional - abc

La Shica llega al Teatro Español con «ESPAIN, dolor del bueno»

Actualizado:

La cantante Elsa Rovayo, más conocida por el seudónimo de La Shica, llega por primera vez al Teatro Español para presentar «ESPAIN, dolor del bueno», dirigido y guionizado por Andreu Buenafuente. Se trata de un show musical que bucea en nuestro pasado folclórico para, a partir de ahí, celebrar de donde venimos y descubrir hacia donde vamos.

ESPAIN presenta un montaje que se puede entender como un cóctel entre Beyoncé, Lady Gaga, Lola Flores y Björk. El cante se une con loops electrónicos, pianos de juguete y recursos cercanos a la video creación, la danza contemporánea o el cabaret. Una mezcla que lleva cerca de dos años agitando y que permite que la artista se muestre en todas sus facetas.

La obra se presentará los días 31 de enero y 1 de febrero de 2014 a las 20.00 h en el Teatro Español de Madrid. Las entradas, que van de 5 a 20€ se encuentran ya a la venta en las taquillas del teatro y en www.telentrada.com.

Artista universal

La Shica es una artista que ha creado su propio lenguaje encima de un sin fin de escenarios de todo el mundo, «he tenido la oportunidad de enseñar nuestra cultura en países muy distintos: Estados Unidos, India, Rumanía, Grecia, Argentina, Chile, Italia, Francia, Alemania, Inglaterra, Holanda, Suecia, Austria, Croacia, República Checa…»

«Son las canciones que hablan de cómo vivían nuestros abuelos»Un lenguaje con el que ha conseguido romper la barrera del interés del espectador y el arte español. Empatiza a la perfección con este arte cambiándole elenvoltorio, el vestuario y actualizando su lenguaje, «ha sido una experiencia preciosa, ver con mis propios ojos, como personas de todos esos sitios se emocionaban con La Bien Pagá, con el baile flamenco o con una rumba de Bambino cantada a capella. Son las canciones que hablan de cómo vivían, como se enamoraban, como gozaban y como sufrían nuestros abuelos. ¡No hace tanto tiempo! Aquellas canciones en blanco y negro, curiosamente parecen cantar y contar lo que nos pasa ahora».