Economía

Economía

El fin de la ayuda a los parados enfrenta a Gobierno y PSOE

Barreda, en contra de «derribar derechos sociales para satisfacer al mercado»

Día 04/12/2010
G.SANZ
MADRID
Los «barones» socialistas ya no se cortan. Temen ser los paganos, en las elecciones autonómicas y municipales del 22 de mayo, de los recortes que está aprobando el Gobierno y ayer, dos de los más destacados, el presidente de Castilla-la Mancha, José María Barreda, y el secretario general del PSM, Tomás Gómez tomaron distancia respecto a la polémica supresión, desde febrero, de la ayuda de 426 euros a los parados de larga duración a quienes se les acabe el subsidio por desempleo. Durante un acto en las Cortes de Castilla-La Mancha para conmemorar el 32 aniversario de la Constitución, Barreda no hizo mención expresa a la retirada de la ayuda PRODI de 426 euros a los parados sin subsidio, pero sí dejó claro «no podemos derribar un sistema de derechos sociales para dar satisfacción a los mercados, algo que no tiene no tiene ni valores, ni ética, ni moral, ni entrañas, ni sentimientos, porque para el mercado la medida es aumentar el beneficio». Barreda pidió «preservar el modelo social y poner en cuarentena aquellas palabras que esconden deseos poco claros de unos pocos».
Quien sí habló de tema, porque fue preguntado por los periodistas, fue Tomás Gómez: «Soy partidario de que en este país no se rompa la cohesión social». Y respeto a la privatización de los aeropuertos, entre ellos en el Madrid-Barajas, fue tajante: «A mi no me gusta, en general, ninguna privatización». Al lado suyo estaba el candidato a la Alcaldía de Madrid, Jaime Lissavetzky, que dijo que Zapatero ha actuado por responsabilidad. Y el secretario de Organización socialista, Marcelino Iglesias, señaló que se trata de «dar confianza, crear empleo y resolver el problema del déficit».
Técnicamente, lo que hizo ayer el Consejo de Ministros fue no prorrogar desde febrero la ayuda de 426 euros que había sido instaurada en agosto de 2009 por el fuerte incremento del paro. Los sindicatos aseguran que medio millón de parados dejarán de tener algún ingreso y califican esa situación de dramática.
Distensión con Alemania Por otro lado, la Cámara de Comercio Alemana en España reclamó ayer un «mayor entendimiento» entre los dos países, en alusión a las malas relaciones que mantiene la canciller, Angela Merkel, y el presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero. La Cámara celebró el pasado jueves un simposio sobre «Situación y perspectivas de las relaciones económicas hispano-alemanas» cuyo objetivo era poner énfasis «en lo que se ha construido a lo largo de muchos años como contraposición a los últimos desencuentros puntuales a nivel político y empresarial».
Y es que las 1.100 empresas germanas radicadas en España forman el grupo de empresas extranjeras más numeroso del país y en diez años las inversiones directas de España en Alemania se han multiplicado por siete y han alcanzado los 8.000 millones de euros.
Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:

Sigue ABC.es en...

Empresa
M. N. Las agencias revisan a la baja las perspectivas de las compañías
Economía
Calcula cómo te afectará la reforma
    Lo último...

    Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.