El silo de Hortaleza, situado en la calle del Mar de las Antillas, 14
El silo de Hortaleza, situado en la calle del Mar de las Antillas, 14 - ISABEL PERMUY

El «faro» de Hortaleza reabre como mirador

Tras su rehabilitación, el Silo, con un aforo para cien personas, albergará exposiciones y un club de lectura

MADRID Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

El Silo de Hortaleza, que emerge entre los bloques de viviendas como un «faro», se ha convertido con el paso de los años en el icono del distrito, un símbolo que recuerda el pasado agrario de esta barriada nacida al abrigo de las quintas de recreo que rodeaban al Madrid del siglo XVII. Tras años cerrado y después de una rehabilitación importante, este sábado 2 de junio el Ayuntamiento de la capital reabrirá el edificio como mirador, sala de exposiciones y club de lectura.

El día de la inauguración -a la que asistirá la concejal del distrito Yolanda Rodríguez- se celebrarán también cuatro visitas guiadas para las que es necesario inscribirse escribiendo un correo electrónico a cultuhortaleza@madrid.es o llamando al 91 588 76 07. En ellas, el «abuelo Valentín» contará cuentos a los niños y mayores y narrarán la historia que rodea a este inmueble.

Para permitir su apertura, el Ayuntamiento ha destinado 242.000 euros procedentes de Inversiones Financieramente Sostenibles para adecuar la estructura a la normativa de evacuación y la instalación de un nuevo sistema de protección contra incendios. Además, otros 91.400 euros del presupuesto ordinario de la Junta de Distrito se reservaron para renovar la iluminación tanto exterior como interior y adaptarla al reglamento de seguridad vigente.

Con un aforo para un centenar de personas, el Silo conserva en su piso más alto un mirador desde el que se pueden contemplar unas vistas privilegiadas del entorno: las Cuatro Torres, Barajas o la sierra de Madrid.

Además, una colección de 84 imágenes se instalará en una de las siete plantas de la torre. Este recorrido fotográfico repasará el pasado del distrito hasta la actualidad. Hortaleza, cuyo nombre significa «lugar donde abundan las huertas», apenas contaba con unos cientos de habitantes hasta que en el siglo XIX se asentaron las industrias alimentarias que atrajeron a una gran cantidad de población, que se multiplicó a mediados del siglo XX hasta convertirse en un barrio más de la capital.

Esta estructura poliédrica de hierro forjado, con veinte metros de altura, que destaca sobre los tejados del distrito se levantó en 1928 sobre la finca que pertenecía a los Duques de Frías, en la quinta de la Huerta de la Salud, por orden del notario y empresario Pedro Tovar.

Entonces estaba acompañado de un granero y un palomar donde se posaban las cigüeñas al llegar la primavera. Por desgracia, estos dos edificios desaparecieron en la década de 1970. De aquellas avanzadas construcciones agropecuarias en la actualidad sólo se conserva el Silo y la puerta de la finca histórica.

Doce secretos al descubierto

Este es uno de los doce «tesoros» escondidos de la capital que el área de Turismo del Ayuntamiento quiere descubrir a los visitantes y madrileños. El programa «Mira Madrid» pondrá en el foco el Faro de Moncloa, la Real Fábrica de Tapices, Madrid Islámico, Medialab Prado, el Museo de Arte Contemporáneo, el Mercado de Tirso de Molina, el Museo del Romanticismo, el río Manzanares (Ribera del Río Manzanares, Huerta de la Partida y Bosque del Molinero), la Quinta de los Molinos, la Residencia de Estudiantes y la Rosaleda del Parque del Oeste.

Esta iniciativa coincide con la celebración del Día Mundial del Turismo Responsable, y pretende servir para difundir el patrimonio histórico y cultural de Madrid y de sus barrios, sin centrarse sólo en el centro de la capital.