Arantxa Tapia (c), junto a Iñigo Urkullu
Arantxa Tapia (c), junto a Iñigo Urkullu - EFE

Urkullu advierte de que la «estabilidad institucional» es la base del crecimiento económico

El lendakari acude a la presentación de la Bienal Internacional de Máquina-Herramienta (BIEMH)

BilbaoActualizado:

No hizo referencia alguna a la moción de censura de Pedro Sánchez, pero sí advirtió de que la «estabilidad institucional» es una de las bases para impulsar el crecimiento económico y la creación de empleo de calidad. Para el lendakari, Iñigo Urkullu, ese es «el bien común» que ambiciona su gabinete a través del Programa Marco de Empleo y Reactivación Económica 2020. El jefe del Gobierno vasco ha estado presente en la inauguración de la Bienal Internacional de Máquina-Herramienta (BIEMH), evento «con las puertas abiertas al mundo» que constituye «una oportunidad para atraer compradores y acceder a nuevos mercados».

Urkullu ha recordado que la Bienal llega en «un momento de crecimiento de la economía, en general, y especialmente de la industria y del sector de Máquina Herramienta». En este sentido, ha apuntado que el peso de la industria en la economía vasca «acaba de alcanzar el 24,2%» del PIB y se mantiene el objetivo de superar el 25% en 2020.

El lehendakari ha destacado que «Máquina Herramienta, digitalización, tecnologías de producción, fabricación avanzada forman parte de la columna vertebral» de la industria vasca. «Este sector es protagonista principal de la innovación, internacionalización y capacitación profesional, tecnológica y digital de los recursos humanos, es referente de nuestra capacidad exportadora y presencia en el mercado global», ha subrayado.

Urkullu ha indicado que la BIEMH es «el escaparate mundial» de la transformación a la industria 4.0 que el País Vasco está acometiendo y, de este modo, ha señalado que las empresas vascas ocupan «posiciones de vanguardia en capacidad tecnológica y digital». Según ha explicado, dos de cada tres empresas han comenzado ya a desarrollar procesos de digitalización y Euskadi aspira a ser «referente mundial» en el campo de la innovación.

Asimismo, ha advertido de que, pese al «protagonismo de las máquinas» en la industria 4.0, «el liderazgo sólo se alcanza gracias a las personas bien formadas y cualificadas».

Por otro lado, ha destacado que la Bienal representa «una oportunidad» para atraer compradores y acceder a nuevos mercados y, además, la edición de este año es «un signo de confianza en la recuperación». «Es una satisfacción ver todas las instalaciones del BEC a pleno rendimiento», ha manifestado.