La última cena del Titanic vuelve a la mesa en Madrid de la mano de Pedro Larumbe

El «menú Titanic» podrá probarse durante todo el mes de abril en el restaurante de Pedro Larumbe e incluirá más de diez platos a elegir

MADRID Actualizado:

Deleitarse con los platos de la última cena que se sirvió a los pasajeros de primera y segunda clase del Titanic vuelve a ser posible gracias al chef Pedro Larumbe. Con motivo del centenario del hundimiento del mítico trasatlántico, su restaurante ha elaborado un menú especial inspirado en los que se sirvieron a bordo.

Ostras, terrina de foie gras con puré de apio, solomillo de buey con patatas soufflé, guisantes y zanahoria, o melocotones en confitura son algunos de los platos que el restaurante Pedro Larumbe ha recuperado, adaptando en algunos casos las recetas con técnicas actuales de cocción.

Larumbe ha querido respetar los sabores y mantener la esencia de los platos servidos en la primera y única travesía del Titanic, aunque adaptándolos a los paladares actuales, que demandan recetas más ligeras, según ha explicado el cocinero a través de un comunicado.

El «menú Titanic» podrá probarse durante todo el mes de abril e incluirá más de diez platos a elegir, aunque el día 14 de abril, en que se cumplen los cien años del hundimiento, serán veinte los platos disponibles, ya que toda la carta estará basada en las del transatlántico.

Ese día se ofrecerán, entre otras viandas, consomé «Olga» con oporto y vieiras, salmón pochado con salsa muselina y pimiento rojo, filet mignon, costillar de cordero en salsa de menta con patatitas asadas, bacalao en salsa Choron y pudding Waldorf.

El Titanic se fue a pique tras chocar contra un iceberg en la noche del 14 de abril de 1912 en las frías aguas del Atlántico Norte, cuatro días después de zarpar del puerto inglés de Southampton con destino a Nueva York en el que sería su periplo inaugural, y que también resultó ser el último.

Conocido como el más grande y lujoso buque de su época, el Titanic llevaba a bordo casi 2.300 personas en el momento del naufragio, de las que sobrevivieron poco más de 700.