Los 280.000 musulmanes de la región comienzan el Ramadán

El Ayuntamiento ha destinado este año una subvención de 150.000 euros

MadridActualizado:

El mes sagrado del Ramadán comenzó ayer para los cerca de 280.000 musulmanes que residen en la Comunidad de Madrid. Durante las próximas semanas, hasta el 6 de julio, quienes profesen el islam deberán cumplir ayuno durante las horas comprendidas entre el alba y el ocaso del Sol.

El ayuno, uno de los cinco pilares de la religión islámica, supone un cambio significativo en los hábitos de vida de los musulmanes. El Ramadán, que cumple una función tanto religiosa y espiritual como purificadora y moralizante, implica la obligatoriedad de no comer, beber o fumar en las horas de luz natural. También está prohibido mantener relaciones sexuales y cualquier agresión al prójimo. El Centro Cultural Islámico y Mezquita de Madrid (M-30) dará desayunos gratuitos después de la oración del maghreb, el primer rezo tras la abstinencia.

El cambio más significativo es que la vida se traslada a la noche, cuando sí está permitido comer y beber y son habituales las reuniones con la familia y allegados. Se da la circunstancia de que este año, como en los últimos precedentes, el Ramadán coincide con el solsticio de verano, lo que hace que los días sean más largos y apenas queden siete horas para la ruptura. El próximo 21 de junio, el día más largo del año, será cuando los musulmanes tengan menos horas para comer. En el caso de Madrid, será desde las 4.40 hasta las 21.48 horas.

En los próximos días el Ayuntamiento de Madrid presentará la programación municipal sobre las actividades del mes sagrado del islam. Este año, el Consistorio que dirige Manuela Carmena igualó la subvención del Ramadán y el Año Nuevo Chino a la Semana Santa, con 150.000 euros para los dos primeros y 178.000 para el restante (después sumó 28.000). De esta forma, cada chino recibió tres euros, cada musulmán 0,5 y cada católico 0,05 euros, a tenor de la proporción entre el dinero recibido y el número de practicantes potenciales.

Según el último observatorio de la Unión de Comunidades Islámicas de España (Ucide), en la región habitan 278.976 musulmanes, de los cuales 111.787 son extranjeros. La Casa Árabe de Madrid (Alcalá, 62) ha previsto para el próximo mes una programación especial con talleres, cine, conferencias, exposiciones y conciertos.