Albano Dante Fachín, líder de Podem
Albano Dante Fachín, líder de Podem - EFE

La consulta de Podem sobre su integración en la confluencia de Colau fracasa por su baja participación

La estrategia de su líder, Dante Fachín, contrario a la unión con los «comunes», desacreditada

ABC.ES
BARCELONAActualizado:

La consulta promovida por la dirección de Podem para que las bases decidan si se integran o no en el nuevo partido de Ada Colau ha pinchado dada la baja participación, ya que el porcentaje de la votación se ha situado entorno al 10% o por debajo, lo que pone en cuestión la estrategia de su líder, Albano Dante Fachin.

Diversas fuentes han confirmado a Efe que la opción del líder de Podem, el rechazo a integrarse en el nuevo partido en las condiciones actuales, ha ganado la consulta, si bien la escasa participación pone en cuestión la apuesta de la dirección morada de desmarcarse del nuevo espacio político de los 'comunes'.

Según han explicado a Efe fuentes del partido morado, en la consulta han participado un total de 3.901 personas de los 52.000 inscritos que tiene oficialmente la formación, de los cuales aproximadamente unos 30.000 siguen en activo, es decir, que han participado en sus actividades en los últimos meses.

Esto supondría un duro revés a la estrategia de su líder, que buscaba no solo el respaldo a su posicionamiento, sino también una amplia participación que le otorgase un espaldarazo en el pulso que mantiene con el resto de las fuerzas de la confluencia -BComú, ICV y EUiA- para construir el nuevo espacio político de los 'comunes'.

Fachin llamó a las bases de Podem a una consulta, que comenzó el pasado jueves y finalizó en la medianoche de ayer, para que decidiesen si las exigencias que plantea la dirección son imprescindibles o no para integrarse en el nuevo partido de Colau, al asegurar que sus reivindicaciones no han sido aceptadas por el resto de formaciones.

Estas condiciones de la dirección de Podem son listas abiertas con un sistema proporcional para elegir a los órganos de dirección, que los inscritos de la formación morada puedan votar directamente en su web sin necesidad de inscribirse previamente en Un País en Comú y la concreción del código ético del nuevo partido.

Varias fuentes han explicado a Efe que para que el resultado de una consulta interna en Podem tenga plena legitimidad la participación debería estar muy por encima del 10%, algo que a todas luces no se ha producido en esta ocasión.

El precedente más cercano ha sido el de la votación de Vistalegre II, el congreso estatal, en el que unos 15.000 inscritos de Podem participaron en la asamblea, una cifra muy alejada de los militantes que han respondido a la llamada de Albano Dante Fachin.

El líder de Podem había basado toda su estrategia negociadora con el resto de formaciones de la confluencia, sobre todo en referencia a los órganos de dirección, en el número de sus inscritos, por lo que la baja participación puede debilitar su posición.

Ahora, habrá que ver las consecuencias de la baja participación en la consulta en los pasos que seguirá la dirección de Podem a partir de mañana, pero también la del sector critico del partido, que se había mostrado contrario a esta consulta y defendía sin fisuras confluir con el nuevo partido de los 'comunes'.