Silvia Clemente y Francisco Igea
Silvia Clemente y Francisco Igea

Otros tres afiliados desconocidos saltan al ruedo de las primarias de Cs

El abogado Jesús Fernández Morillo se presenta en «protesta» contra Silvia Clemente

ValladolidActualizado:

Otros tres candidatos se presentaron ayer, último día de plazo, en la carrera de las primarias a la Presidencia de la Junta de Castilla y León abiertas por Ciudadanos por lo que en total serán cinco. Se trata de tres afiliados desconocidos y sin cargo en la organización: Jesús Fernández Morillo, Vanesa Pérez Conde y Jacinto Puente Portillo, que se suman así a Francisco Igea y Silvia Clemente. Otra candidatura, la de Eduardo Miguel González Álvarez, se está revisando, ya que se ha presentado tanto a las autonómicas como a las generales. Así, arranca hoy la campaña por unas primarias «de verdad», ya que se trata del único territorio donde hay dos candidatos potentes en liza y, por lo tanto, una elección disputada y reñida entre la candidata oficial del aparato, Silvia Clemente, y el diputado Igea.

Como es habitual en estos procesos, el número de candidatos suele ser elevado, aunque en su mayoría se trata de afiliados de base que a penas consiguen votos. No obstante, el inesperado fichaje de la hasta el jueves presidenta del PP de las Cortes regionales ha despertado el recelo no sólo de Igea sino de otro de los candidatos, el abogado vallisoletano Jesús Fernández Morillo, quien se presenta con la intención de impedir que Clemente sea la ganadora. «Me sentó muy mal saber que la dirección nacional la apoyaba, que tenía un trato de favor y por eso me presento como un acto de protesta», aseguró a ABC Morillo, consciente de las dificultades de obtener un buen resultado y reconociendo que no tiene «afán político». En su presentación de la candidatura, defiende que la política le apasiona, pero «nunca viviré de ella porque no debe ser el modus vivendi, como es el caso de muchos políticos que llevan lustros viviendo solo de la política, aunque para ello hayan de mudar casi de un día para otro a otro partido». Fernández no oculta que finalmente su candidatura pueda unirse a la de Igea para evitar dividir el voto.

Precisamente, el diputado vallisoletano afirmó ayer que se presenta porque «hay una urgencia» y pide a los militantes que elijan a quien genere una «sonrisa de esperanza y no arrastre una pesada mochila del pasado», así como a quien simbolice mejor los mensajes de honestidad, regeneración, limpieza, decencia, servicio y humildad. Igea difundió una carta a los militantes bajó el título «Me presento» y «Defender la libertad» en la que, sin mencionar a Clemente, repasa su trayectoria en el Congreso, elogia el equipo con el que ha trabajado en Madrid y a su líder -Albert Rivera-, y explica por qué ha decidido «bajarse» de la política nacional y dedicarse a Castilla y León.

Clemente, trabajo interno

Por su parte, Clemente tiene previsto hacer una campaña poco mediática y sin muchos actos públicos, ya que se centrará más en el trabajo inerno para conocer la organización y mantener encuentro con los afiliados de la formación naranja y, así, pulsar de primera mano sus necesidades. También ayer se conoció que la actual presidente de la Asociación de Trabajadores Autónomos (ATA) de Castilla y León, Soraya Mayo, será proclamada por Cs como cabeza de lista al Congreso por Valladolid después de que finalmente no se cumplieran los requisitos fijados para celebrar primarias.

Mayo, única candidata

Aunque se desconoce si algún afiliado de la formación naranja hubiera querido enfrentarse a la también periodista, ABC ha podido saber que tras el recuento del censo no se alcanzaba la cifra de 400, mínima exigida por los estatutos del partido para que se iniciara el proceso. La propia organización creía que sí había en la provincia más de 400, pero al tener en cuenta los que llevaban más de seis meses de antigüedad y al corriente de pago han sabido que la cifra era inferior.