Elecciones sin demasiada «Pasión»

Los partidos políticos limitan sus actos públicos durante los días centrales de la Semana Santa y los ayuntamientos restringen la publicidad electoral

VALLADOLIDActualizado:

Esta Semana Santa se hablará de las «papeletas de sitio» -las que utilizan los cofrades para colocarse en las planta de procesión- pero también de las papeletas con las que los ciudadanos elegirán a sus representantes en el Congreso y en el Senado el próximo 28 de abril y que, a la postre, permitirán conformar el nuevo Gobierno de España.

No se recuerda otro año en la que los días en los que se celebra la Pasión de Cristo hayan coincidido con una cita electoral, de ahí que sus protagonistas se hayan visto obligados a diseñar sus respectivos programas tratando de que no lleguen a confluir . Y así parece que va a suceder en una Comunidad que cuenta con ocho Semanas Santas declaradas de Interés Turístico Internacional: Ávila, León, Palencia, Salamanca, Valladolid, Medina del Campo, Medina de Rioseco y Zamora.

De momento, los dos partidos mayoritarios, PP y PSOE, han anunciado su intención de limitar los actos de campaña en los días centrales de las celebraciones, es decir, entre el Jueves Santo y el Domingo de Resurrección. En el caso de Podemos, esa parece que será también la tónica aunque al respeto a las tradiciones se suma la necesaria conciliación familiar, según señalaron fuentes de la formación morada. Por lo que se refiere a Ciudadanos, desde el partido de Rivera se aseguró a ABC que no hay una pauta definida al respecto y que las provincias son autónomas a la hora de convocar actos en los que participen sus candidatos.

Esa autonomía también se respeta en el PP donde desde algunas direcciones provinciales, como Ávila, León, Salamanca y Zamora, ya se había comunicado públicamente su intención de dejar la campaña «en blanco» durante los días grandes de la «Pasión». Sin embargo, por si el resto tenía alguna tentación, ayer el vicesecretario de Organización y Electoral del PP en Castilla y León, Javier Lacalle, lo dejó meridianamente claro: «Esa va a ser la dinámica general; hay que respetar las creencias, el sentir familiar y de amistad, porque son días de ocio y tiempo libre». Desde la dirección nacional también del PP se confirmó a este diario que no estaba prevista la presencia de líderes nacionales en tierras castellano y leonesas en esos días, si bien el próximo sábado 13, (de Pasión, para los creyentes), el presidente nacional de los populares y candidato a la Presidencia del Gobierno, Pablo Casado, recalará en Valladolid, por la mañana, y en Ávila, por la tarde, donde tiene previsto acudir a la Procesión de los Estudiantes.

Tampoco está prevista la presencia de líderes del PSOE por estas tierras, precisamente para «no interferir en unas tradiciones muy arraigadas», afirmaron fuentes del partido. Aunque se ha especulado estos días en Valladolid con la presencia de Pedro Sánchez el Viernes Santo en la Procesión General, respondiendo así a la invitación del alcalde Óscar Puente, finalmente se ha rechazado la oferta y optará por pasar la jornada en el País Vasco, donde las celebraciones de Semana Santa están menos arraigadas.

Otra de las decisiones que alterarán el discurrir habitual de una campaña electoral es la que se refiere a la limitación de la publicidad electoral y la colocación de casetas electorales en aquellas calles por las que discurran las procesiones. El primer municipio en advertir que no iba a permitir interferencias electorales fue el vallisoletano de Medina de Rioseco. Su Ayuntamiento ya anunció el 5 de marzo que prohibiría la propaganda electoral en los recorridos profesionales, es decir, nada de cartelería en fachadas u otros espacios.

Cascos históricos

En Palencia todos los grupos políticos acordaron, a propuesta del socialista, que no se permitirán anuncios electorales en la Calle Mayor, circuito habitual de los desfiles procesionales. El ayuntamiento abulense ha adoptado la misma medida en la Calle Valladolid, situada fuera de la zona central pero a la que llega un desfile ya que en el casco histórico, como ocurre con Salamanca y Zamora, no se coloca publicidad debido a la protección de su patrimonio. No obstante, en la capital zamorana también se ha solicitado desde la Junta de Cofradías que se dejen libres otras dos calles situadas a las afueras como son la Avenida de Alfonso IX y la de las Tres Cruces.

Por su parte, la Junta de Cofradías de Valladolid ha pedido al Ayuntamiento un acuerdo de los portavoces de todos los grupos para que no se permita la instalación de casetas o mesas electorales en los circuitos de las procesiones, sobre todo en la Calle Santiago. En el caso de la cartelería, ésta normalmente suele colgar de las farolas en las grandes avenidas de la ciudad, por lo que no consideran que sea un obstáculo. También en Medina del Campo, el pleno del Ayuntamiento acordó que los recorridos procesionales estén libres de propaganda, decisión que cobra especial importancia si se tiene en cuenta que este año TVE trasmitirá sus desfiles.