Todos apuestan por la renovación del PP

Con las dudas, todavía, por el censo. "Se ha privado de voz con un requisito artificial, que es la...

Actualizado:

Con las dudas, todavía, por el censo. "Se ha privado de voz con un requisito artificial, que es la inscripción, a los militantes que más propicios podían estar por el cambio", se queja José Manuel García-Margallo. Y que sólo así, y con un líder de su perfil... "Soy un 'outsider', una especie de Donald Trump, pero en demócrata"... Se conseguiría recuperar a los que se han ido. "O nosotros regeneramos el centro-derecha, o el centro-derecha lo regeneran otros". "Ese PP que, en mi opinión, no gusta a la izquierda, que ve con malos ojos mi candidatura", explica Pablo Casado, "pero que también inquieta a Ciudadanos, porque yo creo que se puede quedar colgado de la brocha si conseguimos un proyecto unido, renovado e ilusionante".  Renovar, sí, ésa es la palabra del día. "Pero renovado en la diversidad, renovado en incluir, renovado en integrar". "Mi máxima es la integración y la generosidad", indica Soraya Sáenz de Santamaría. "Yo el día 21 no le voy a preguntar a nadie qué ha votado y con quién ha estado, sino si está con el Partido Popular y si está dispuesto a trabajar". "Nosotros tenemos que hacer ese Partido Popular que se renueve fuerte, que tenga esas fuertes convicciones, que sepa defender políticas y que sepa defender a todos los españoles", apostilla José Ramón García-Hernández. Recuperar, dice María Dolores de Cospedal en La Razón, los ideales que aparcaron durante el Gobierno. Y todo en un proceso que tiranteces también está provocando. Acusaciones de presión. "Yo no he hecho ninguna denuncia porque entiendo que estamos viviendo el proceso que todos nos hemos dado. Y uno cuando se somete a unas reglas de juego, lo que no puede hacer es cambiar las reglas a mitad del partido". O de favoritismos. "Cada uno puede opinar lo que quiera", explica Sáenz de Santamaría, "pero todos competimos en igualdad y yo sí he visto esa igualdad en todos los lados". Eso sí, sin que se haya cerrado un debate entre todos los aspirantes.