María Chivite, líder del PSN - EFE | Vídeo: ATLAS

El PSOE cierra un acuerdo para gobernar en Navarra con nacionalistas y Podemos

El pacto va más allá de la investidura siempre y cuando Bildu dé su visto bueno en sentido positivo o mediante la abstención

Pamplona Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

La candidata socialista, María Chivite, ya tiene el visto bueno de los nacionalistas y de Podemos para convertirse en presidenta del Gobierno de Navarra. Minutos antes de las 13 horas ha finalizado la reunión en la que se han atado los últimos flecos de un acuerdo que tan solo ha llevado cuatro días de negociaciones.

Según ha explicado Chivite, se trata de un programa ambicioso centrado en las personas con grandes avances sociales y donde se hace especial hincapié en la convivencia. Ha querido dejar claro que es respetuoso con la Constitución y con el Amejoramiento del Fuero, el estatuto de autonomía de Navarra.

Para Uxue Barkos, de Geroa Bai, «hoy Navarra expresa la capacidad para trabajar desde la diferencia por el bien de las personas». En el documento se ejercita «un reconocimiento a la pluralidad», lo que intuye un favorecimiento del euskera.

Desde Podemos, para Eduardo Santos, «lo que estamos presentando hoy es el qué», y destacamos el «valor performativo que refleja la pluralidad de Navarra» y que se ha conseguido desde las diferencias. «A partir de aquí se darán otros pasos para la investidura», lo que indica que todavía no se ha hablado de la forma que tendrá el próximo Gobierno de Navarra.

Para Izquierda Ezkerra, Marisa de Simón ha asegurado que «incluye compromisos importantes que se basan en lo social. Pero además es un programa alternativo a las derechas que cumple nuestro compromiso con la militancia». Se trata de un acuerdo «muy completo» que incluyen acuerdos y desacuerdos. «Hemos hecho un esfuerzo muy importante para ponernos de acuerdo», ha afirmado.

De Simón ha considerado que «es un acuerdo de mínimos pero necesario». Y en esa línea, ha mostrado su esperanza en que el acuerdo reciba también el visto bueno de Bildu.

Con este acuerdo, Chivite contará con el respaldo de 23 de los 50 parlamentarios con que cuenta el Parlamento de Navarra. Sin embargo, pocos dudan de que Bildu dará su abstención para permitir que la socialista sea elegida presidenta.

No obstante, María Chivite ha insistido en que no habrá ningún acuerdo con los abertzales, «el partido socialista tenía muy claro que queríamos acordar el programa con las fuerzas con que hemos acordado y ahora cada una de las demás fuerzas políticas tendrá que saber qué quiere hacer», en clara alusión a Bildu. «No hay un plan B. Estamos trabajando en nuestro plan, en qué queremos construir para los navarros y las navarras. Lo que no está en nuestras manos, no está en nuestras manos».

Aunque no va a haber ningún contacto con la formación de Otegui, Chivite ha reconocido que llegará a sus manos, «porque va a ser un documento público a través de los medios de comunicación».

La que se postula como próxima presidenta de Navarra también ha querido insistir en que el acuerdo recién alcanzado cuenta con el visto bueno, no solo del PSOE sino también de Ferraz. «Hoy mismo he hablado con la vicepresidenta del gobierno, que sabe lo que estamos haciendo y no hay ningún problema». Y ha recordado que en las últimas horas, destacados dirigentes socialistas, incluido el propio presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, han mostrado su respaldo público al acuerdo alcanzado en Navarra.