El procesado rebelde

Millo ha explicado como Puigdemont dejó muy claro en la reunión de la Junta de Seguridad, celebrada el 28 de septiembre, que la consulta se iba a celebrar pese a las resoluciones judiciales y las advertencias del Constitucional

Pedro García Cuartango
MadridActualizado:

La sombra de Puigdemont ha estado presente en el juicio de hoy. Lo ha citado en al menos tres ocasiones el fiscal Javier Zaragoza, que lo ha llamado «el procesado rebelde». Y luego Enric Millo, ex delegado del Gobierno en Cataluña, se ha referido a él. Millo ha explicado como Puigdemont dejó muy claro en la reunión de la Junta de Seguridad, celebrada el 28 de septiembre, que la consulta se iba a celebrar pese a las resoluciones judiciales y las advertencias del Constitucional. Millo ha subrayado la paradoja de que el Govern decía a la vez que iba a acatar el mandamiento judicial y, acto seguido, que la consulta era innegociable. Una duplicidad que pone en evidencia que Puigdemont no tenía ninguna intención de acatar la ley y que simplemente «el procesado rebelde» quería ganar tiempo para consumar su desafío al Estado.

Pedro García CuartangoPedro García CuartangoArticulista de OpiniónPedro García Cuartango