Pablo Casado, con los números uno del PP, en el Círculo de Bellas Artes de Madrid - ABC

Casado exhibe la renovación del PP: «Somos un partido unido, que no pierdan el tiempo en intentar dividirnos»

El líder del PP pide a sus candidatos que no respondan a la «guerra sucia» en la campaña con crispación y que no se crean las encuestas

MadridActualizado:

Los números uno del PP se han unido este sábado en Madrid para demostrar el equipo «que echará a Pedro Sánchez de La Moncloa». Con Pablo Casado al frente, el PP ha escenificado la «revolución» total de sus candidatos, una renovación con la que quiere aglutinar el máximo número de votos de centro derecha. El líder del PP ha presumido de su equipo «unido y cohesionado», y lo ha definido como vacuna contra las riesgos que amenazan a España.

El presidente del PP ha defendido la «renovación para garantizar la existencia histórica» del partido. Casado ha recordado que no están todos los que son, porque quedan las listas del Senado o las europeas. «Hoy se presenta un partido orgulloso de su pasado que lleva a cabo una renovación tranquila, que afecta al 80 por ciento de sus cabezas de lista», ha asegurado.

«Este es un partido unido, que va a mirar adelante, un partido de valientes, que quiere reivindicar su papel en la historia democrática», ha señalado Casado, en la presentación de su equipo. «Representamos unos valores que son la vacuna contra los riesgos que amenazan a nuestra nación».

«Que nadie pierda el tiempo en noticias falsas, ni en intentar dividirnos ni distraernos. Quiero ser el presidente de todos los españoles, los que nos aplauden y los que nos insultan, de aquellos que han confiado en otras opciones y se han dado cuenta de que no son suficientes. Somos el gran partido centrado, moderado, conservador, patriota, que ha sido creado, refundado y ahora renovado para seguir sirviendo a todos los españoles.»

Casado se ha referido a un escenario «estérilmente fragmentado» en el centro derecha, como una de las razones que llevaron a Sánchez a convocar elecciones adelantadas. «Pero miramos al futuro con optimismo, salimos para ganar».

El líder del PP ha aprovechado el acto en Madrid para volver a criticar las falsas noticias y los bulos que le afectan directamente. «No pueden combatir al líder de la oposición con argumentos y propuestas». Casado ha advertido de la maniobra de los socialistas: «Van a hacer una campaña sucia, pero no tenemos que crisparnos, sino decirles que no van a poder con nosotros. La gente no se va a creer que somos machistas, ni antiecologistas, ni que queremos cambiar niños por papeles». Casado ha pedido no hacer caso a las encuestas, convencido de que la mayoría está de su parte.

Tras posar en la azotea del Círculo de Bellas Artes de Madrid, el secretario general del PP, Teodoro García Egea, número uno por Murcia, ha agradecido el compromiso de algunos fichajes como el de Pablo Montesinos, por Málaga, o Teresa Jiménez-Becerril, por Sevilla. García Egea se ha referido de forma especial al paso dado por los exministros «que han querido seguir» en primera línea del partido, como Isabel García Tejerina (Valladolid) o Rafael Catalá (Cuenca). En las listas no falta algún antiguo «sorayista», como Cuca Gamarra, como número uno por La Rioja, o María Salom, al frente de la candidatura en Baleares.

Número uno por Barcelona

En este acto de presentación ha compartido protagonismo con Casado y García Egea la número uno por Barcelona, Cayetana Álvarez de Toledo, quien ha asegurado que tiene «espíritu de victoria» en su «regreso a casa». «Vuelvo a mi casa en la confianza absoluta de lo que tiene que ser un partido para España», ha subrayado. Según Casado, el PP catalán es ahora mismo «la columna vertebral» de los populares.

La candidata cree que la política es un oficio denostado, que vive momentos difíciles y que se pretende presentar como algo sucio. «Hay mucho grito, mucha furia, falta conversación. Pero al mismo tiempo la política es otra cosa». «Es un oficio noble, limpio, que cuando se ejerce bien hace que el populismo desaparezca» ha advertido.

«Todos los números uno somos ciudadanos que queremos asumir una responsabilidad con nuestro país. Queremos plantar cara en todo el territorio español para defender a los españoles», ha explicado.

La candidata, que considera este el momento más crítico del sistema constitucional en España, ha dado sus razones por las que se presenta por Barcelona. «El PP lo que somos es una impugnación del proyecto nacionalista, que consiste en convertir a nuestros conciudadanos en extranjeros. Cuantas más veces digan que yo, por no catalana, no tengo derecho a presentarme por Barcelona más exponen la cara sucia de su proyecto, que es la xenofobia, el racismo». A su juicio, España solo seguirá unida con un Gobierno liderado por Pablo Casado.