Pantalla del Ibex 35
Pantalla del Ibex 35 - EFE

La Bolsa española cierra con una subida del 0,71% a pesar del no al acuerdo del Brexit

Londres es la única de las grandes plazas europeas con sus índices en rojo, con un descenso del 0,47% en el Footsie

MADRIDActualizado:

La Bolsa española ha cerrado con una subida del 0,71% que le ha permitido recuperar los 8.900 puntos perdidos hace más de un mes, en línea con las principales plazas europeas, que ya habían descontado el rechazo del acuerdo del Brexit, salvo Londres. El principal indicador, el selectivo Ibex 35, ha subido 62,60 puntos, un 0,71%, y cierra en 8.912,70, con lo que supera la cota del 8.900, que no tocaba desde el pasado 13 de diciembre, al tiempo que la prima de riesgo se situaba en 115 puntos básicos.

Londres es la única de las grandes plazas europeas con sus índices en rojo, con un descenso del 0,47% en el Footsie, que refleja la incertidumbre máxima derivada de la moción de censura presentada por la oposición laborista a la la primera ministra, Theresa May.

Aunque el panorama político en Reino Unido no puede ser más confuso, los inversores han decidido hoy tomarse un respiro y comprar renta variable a buen precio porque en el fondo confían en que haya acuerdo para un Brexit suave.

La apertura al alza de Wall Street, impulsada por los buenos resultados que han presentado Bank of América, Goldman Sachs y US Bancorp, entre otros, han reforzado esa tendencia compradora en los parqués continentales. Al cierre de los mercados en España el Dow Jones subía un 0,70%.

Mientras tanto, la atención sigue centrada en el cierre de la Administración americana, que es ya la más larga de la historia, si bien el efecto en la economía es menor que en otras ocasiones porque en este caso es un cierre parcial que afecta al 7 % del gasto total.

Los mercados asiáticos cerraron esta madrugada con resultados desiguales, un descenso del 0,55% en el Nikkei japonés y subidas del 0,27% en el Hang Seng de Hong Kong y del 0,02% en el CSI 300 chino, después de que el Banco central del país haya inyectado 83.000 millones de dólares en el sistema financiero para estimular la economía.

En Europa, la subida más destacada es la de Milán, que gana un 1,63%, seguida de París, con un alza del 0,51% y Fráncfort, que avanza un 0,36%.

El petróleo se cotiza a la hora de cierre de los mercados en España a 60,88 dólares por barril, por encima de los 60,55 de ayer, y el euro se cambia con el dólar a 1,14, por debajo de la víspera.

Las subidas más destacadas en el Ibex han sido de algunas de las compañías con mayor exposición a Reino Unido: Sabadell avanza un 4,80%, CIE Automotive, un 3,85% e IAG, un 3,75%. Y los mayores descensos han correspondido a Red Eléctrica (2,13 %), Enagás (1,71%) y Siemens (1,42%).

En el mercado continuo, que ha negociado 1.465 millones de euros, los valores con mejores resultados han sido Urbas, que ha subido un 44,19% y Abengoa, un 19,23%, en tanto que Berkeley ha bajado un 7,94 % y MasMovil, un 5,25 %.

,

Incertidumbre en el Reino Unido

La Cámara de los Comunes británica tumbó el pacto alcanzado entre el Gobierno británico y la UE para la salida ordenada del Reino Unido del club comunitario, a 73 días de que se formalice el divorcio de Londres con Bruselas, lo que ha alimentado la incertidumbre sobre cómo se desarrollará ese proceso y cómo afectará a la economía global.

El gobernador del Banco de Inglaterra, Mark Carney, ha indicado que los mercados creen que la salida del Reino Unido se retrasará después de la derrota del acuerdo. «Hubo una marcada subida de la libra después de la votación y el comentario en los mercados públicos, que coincide con nuestra propia información, indica que ese aumento refleja la expectativa de que el proceso de resolución se extenderá y que la posibilidad de un Brexit sin acuerdo puede haber disminuido», declaró.

El gobernador explicó que los mercados, al igual que el país en su conjunto, espera que el Parlamento señale «la dirección» que ha de tomar el proceso de salida de la UE, y auguró que es de esperar una «continua volatilidad».

Con todo, se mostró confiado en que el sistema financiero británico está preparado y «resistirá» los diferentes tipos de impacto que puedan producirse y recordó que los bancos han sido obligados a apartar capital de reserva que podría «ser liberado para estimular el crédito».

El pasado noviembre, el banco central predijo que un Brexit sin acuerdo y sin periodo de transición el próximo 29 de marzo causaría una caída del producto interior bruto (PIB) de hasta un 8% sobre el nivel actual de aquí a 2023, lo que instigaría una recesión. También auguró, en ese escenario de máximo choque, una depreciación de la libra de hasta un 25% y un aumento de la inflación al 6,5%, mientras que el desempleo subiría al 7,5% y los tipos de interés podrían incrementarse hasta un 5,5%.