El piano ruso de Richter, el violín israelí de Perlman, la España de Morente, y la América de Dylan
El piano ruso de Richter, el violín israelí de Perlman, la España de Morente, y la América de Dylan - David de las Heras
RECOMENDACIONES: MÚSICA

La navegación del Tiempo

De la vertiginosa «Historia de la música clásica en 24 horas» al vuelo del coche de Carrero Blanco cantado por Enrique Morente, la música nos permite sobrepasar nuestros límites temporales

Actualizado:

La crisis del disco ha mermado el número de novedades con las que los sellos discográficos solían inundar hasta hace pocos años el panorama navideño. Por suerte, la calidad y el interés de diversas propuestas son todavía suficientes para garantizar unas fiestas llenas de encanto musical, con independencia de las preferencias de cada uno.

Las «Sonatas del Rosario», de Heinrich Ignaz von Biber, son una de las joyas más fascinantes del Barroco. En ellas se describen varios episodios de la vida de Jesús y de la Virgen con un virtuosismo y una imaginación sorprendentes. La versión de la violinista ibicenca Lina Tur Bonet y de su grupo Musica Alchemica (Pan Classics, 26 euros) se erige desde ahora en una de las grandes referencias discográficas de este ciclo por su talante teatral y su tensión extrema, amén de un tratamiento instrumental muy colorido.

Siempre en el ámbito barroco, el sello Ricercar edita un ambicioso cofre, «Monteverdi y su tiempo» (50 euros), que incluye un volumen de doscientas páginas y una caja de ocho discos. Monteverdi marcó con su originalidad el devenir de la música en la delicada transición entre Renacimiento y Barroco. No sólo la música del compositor cremonés, sino también la de sus contemporáneos y de cuantos fueron influenciados por su genio está representada aquí.

Setenta tacos

Los setenta años de Itzhak Perlman, uno de los más grandes violinistas de la segunda mitad del siglo XX, han sido aprovechados por Warner para remasterizar y reunir en una caja de 77 discos todas sus grabaciones para Emi, Teldec y Erato (230 euros): un legado de impresionante calidad y no menos asombrosa amplitud en el que Perlman se mide a las páginas más conocidas del repertorio así como a otras más raras. La misma idea ha tenido Deutsche Grammophon con su «Perlman Edition» (68 euros), cuyos veinticinco discos recogen todas sus grabaciones para el sello amarillo y para Decca. Por sorprendente que parezca, las dos cajas no duplican repertorio, lo cual da una idea de la envergadura del legado del violinista israelí. El que quiera puede darse estas fiestas un atracón de Perlman. No hay contraindicaciones o efectos secundarios señalados.

El sello Harmonia Mundi publica dos novedades que harán las delicias de los amantes del repertorio español. La primera es una selección de sonatas del Padre Soler en la excelente versión del clavecinista Diego Ares (18 euros). Toda una revelación. El otro disco reúne los quintetos con piano de Granados y Turina: páginas atractivas y de escucha infrecuente, que nunca han sido interpretadas con el mimo y el acierto demostrados aquí por Javier Perianes y el Cuarteto Quiroga (18 euros).

En un solo día puede uno ponerse al tanto de todo lo que ha sonado en los últimos quince siglos

Las efemérides de Scriabin (cien años de la muerte) y Sibelius (ciento cincuenta del nacimiento) han dejado algún fruto suculento. Vladimir Ashkenazy ha dedicado al músico ruso una bella antología pianística, «Vers la flamme», en Decca (17 euros). El sello inglés se luce también con la caja «Sibelius: Great Performances», que reúne en once discos lo más conocido del finlandés en versiones de notable interés histórico (53 euros).

En el campo del recital, pocas actuaciones aúnan el acierto musical con el buen rollo como el concierto que Joyce DiDonato y Antonio Pappano (aquí sentado al piano) ofrecieron en el Wigmore Hall de Londres el año pasado. Warner comercializa la grabación de aquel encuentro en el doble disco «Joyce & Tony: Live at Wigmore Hall» (18 euros). Lástima que no exista (¿todavía?) un documento audiovisual de la velada; las risas y los aplausos del público que se escuchan en la segunda parte invitan a pensar que los músicos se lo pasaron en grande sobre el escenario.

La ópera «western»

«La fanciulla del West» es uno de los títulos más originales y menos programados de Puccini, una suerte de «ópera western», cuya discografía se enriquece con un dvd (disponible también en Blu-ray) que recoge en un montaje de la Ópera Estatal de Viena con el tenor de moda, Jonas Kaufmann, y la soprano Nina Stimme como pareja protagonista. La dirección musical corre a cargo de Franz Welser-Möst (Sony, 21 euros). Kaufmann y Pappano comparten plantel en una lujosa «Aida» con Anja Harteros en el papel de la esclava (Warner, 26 euros).

A destacar también, en dvd y Blu-ray, el «Macbeth» verdiano en una producción del Metropolitan de Nueva York con dirección de Fabio Luisi y un reparto dominado por el «glamour» perverso de Anna Netrebko, pero con otras importantes bazas como un inconmensurable René Pape (DG, 22 euros). Diego Fasolis ofrece en primicia «Les Mystères d’Isis», de Mozart (Glossa, 26 euros). Se trata de una libre adaptación de «La flauta mágica» presentada en París en 1801 con nuevos textos e incorporaciones de arias procedentes de otros títulos mozartianos. Un pastiche muy de la época, pero próximo a ese gusto por la remezcla tan típico de nuestro tiempo.

el Stravinsky de Bavouzet y el Chaikovsky de Nelsons se encuentran entre las mejores interpretaciones del año

Para aquellos que quieren iniciarse en la música clásica, el sello Deutsche Grammpohon propone un original itinerario: «Historia de la música clásica en 24 horas» (76 euros), esto es, un cofre de veinticuatro discos que abarcan desde el gregoriano hasta el minimalismo. ¡En un solo día puede uno ponerse al tanto de lo que ha sonado en los últimos diez siglos!

En el ámbito de los libros de argumento musical destaca la publicación de las memorias de Yuri Borísov, «Por el camino de Richter» (Acantilado, 20 euros), atípica biografía que muestra en toda su viveza la personalidad inconformista e inclasificable del que para muchos ha sido el mayor pianista del siglo XX. Fernando Fraga repasa la vida de las mejores cantantes líricas desde el nacimiento de la ópera hasta la actualidad en «Simplemente divas» (Fórcola, 24,50 euros). Jesús Ruiz Mantilla recopila dos décadas de entrevistas a grandes personalidades de la música en el volumen «Contar la música» (Galaxia Gutenberg, 20 euros). En «Nieztsche y la música» (Fórcola, 14,50), Blas Matamoro analiza la relación del filósofo alemán con el mundo de los sonidos, que tuvo una influencia determinante en la formación de su pensamiento.

Materiales inéditos

En «Der Klang der Familie» (no se asusten por el título alemán, el libro está traducido al castellano por Alpha Decay), Felix Denk y Sven von Thülen reconstruyen la irrupción de la música «techno» en Berlín a finales de los ochenta y su formidable desarrollo en los años siguientes (24 euros). Y en «33 revoluciones por minuto» (Malpaso, 33 euros), Dorian Lynskey realiza una detallada crónica del género de la canción protesta.

En el apartado de flamenco, imposible prescindir de la recuperación y remasterización de las primeras grabaciones de Enrique Morente para Hispavox entre 1966 y 1977. «Y al volver la vista atrás» (Warner, 28 euros) es una ventana abierta sobre una época seminal en la que Morente ya mostraba sus inquietudes para actualizar el rostro del flamenco sin renegar de la tradición. La caja, de seis discos, incluye materiales inéditos como el censurado fandango «Pa ese coche funeral», que Morente cantó el día del atentado a Carrero Blanco y con el que se armó un revuelo: «Pa ese coche funeral / yo no me quito el sombrero...».

Para finalizar, los dos discos que más me han entusiasmado a lo largo de este año. Uno es la integral para piano y orquesta de Stravinsky por Jean-Efflam Bavouzet bajo la dirección de Yan Pascal Tortelier (Chandos, 16 euros): un registro que sobresale tanto por la originalidad del programa (salvo «Petrushka», no es el Stravinsky más trillado) como por la bondad de la interpretación. El otro es la intensísima versión que Andris Nelsons y la City of Birmingham Symphony Orchestra ofrecen de la «Sinfonía “Manfred”» de Chaikovsky (Orfeo, 16 euros).