Desprecio al castellano

Actualizado:

Lamentablemente, ciertos sectores del separatismo catalán están optando por el insulto a quien no piensa como ellos. Es el caso de la historiadora Anna Tarrés, que nos ha espetado que los que en Cataluña hablamos castellano no queremos «la liberación» y somos «colonos».

Me permitirá Tarrés que le recuerde algo que debería saber: la lengua española no es «forastera» ni de «colonos», sino que se utiliza ya desde antes del siglo XV en Cataluña, al igual que el catalán. Es más: está constatado que el español es la lengua culta y el idioma mayoritario de la edición literaria en Cataluña, ya desde 1570. Como se ve, es una lengua con muy profundas raíces históricas. La única que debería sentirse «forastera» en una sociedad democrática es aquella persona que se dedica a ofender e insultar a quien no comparte su lengua o sus ideas políticas.