Alicia Sánchez-Camacho, en el acto de este sábado
Alicia Sánchez-Camacho, en el acto de este sábado - efe

Sánchez-Camacho: «El Estado debe volver a Cataluña»

La líder del PPC recuerda que la mayoría en Cataluña está entre quienes no quieren romper con España

Actualizado:

Amparo para los catalanes no independentistas. La presidenta del PP de Cataluña, Alicia Sánchez-Camacho, ha pedido hoy de manera explícita al Gobierno que se implique más en esta comunidad, convencida de que hay una mayoria de catalanes que no comparten el soberanismo y que «se sienten huérfanos y desamparados». Este ha sido el principal mensaje que el PPC, por boca de su presidenta, ha transmitido al Gobierno y al PP nacional, en la convención en Barcelona con la que el partido y sus principales dirigentes han querido dar respuesta al clima soberanista en la comunidad. En este sentido, y en un momento en el que la celebración de la pseudo consulta del 9-N ha sumido en el desconcierto a los militantes catalanes del partido, a los que se había asegurado del derecho y del revés que no habría consulta, el PP ha querido en parte lanzarles un mensaje de apoyo.

De fondo, ha dado a entender Sánchez-Camacho, el PP catalán demanda más implicación del Gobierno y del partido en Cataluña, una comunidad en la que, ha dado a entender, el soberanismo se ha hecho hegemónico por incomparecencia de rival: «Debe fortalecerse el Estado en Cataluña, donde el independentismo ha traicionado el estado de las autonomías. El estado debe volver a Cataluña». «Más presencia del Gobierno, más presencia de esta historia de exito colectivo que es España. Hay que explicarla mejor, venderla mejor», ha resumido la dirigente popular. «Los catalanes te necesitan», ha añadido.

En este sentido, y además de apelar al Gobierno, Sánchez-Camacho ha querido lanzar también un mensaje de aliento a los militantes en un momento en el que el proceso soberanista parece precipitarse. De entrada, recordando que la mayoría está en el lado de quienes no quieren romper con España, apuntando a los «cinco millones de catalanes que no cayeron en la trampa independentista del 9-N». «Si algo demostró el 9-N es que por mucho que cuenten y recuenten los independentistas, son minoría: el techo son los 1,8 millones de votantes en la consulta», ha asegurado.

Junto a los mensajes en clave interna, varios dardos al presidente Artur Mas, prácticamente en un clima preelectoral. Al respecto, la popular cuestionó la llamada «lista de país» que plantea Mas, «como quien no esté en esta lista no fuese catalán, o los hubiese de primera o de segunda. Eso no es democracia ni es respetar a los catalanes». La dirigente del PPC, al respeto, ha resumuido el que sin duda va a ser el eje argumental de las próximas elecciones autonómicas, sean cuando sean: «El PP es el partido de la unidad».