Sociedad

Sociedad

La Complutense se cae a pedazos

Día 16/12/2012
Temas relacionados

La investigación y las instalaciones están en precario, frente a unos sueldos desorbitados

Edificios emblemáticos de la Universidad Complutense como sus facultades de Farmacia, Medicina y Odontología, en pleno campus de Moncloa, son la radiografía del deterioro y la quiebra de esta institución superior madrileña a casi todos los niveles. Ventanas rotas, inmuebles abandonados y suciedad son el foco de una imagen marcada por la falta de liquidez.

El propio rector, José Carrillo, ya ha asumido que «la situación es grave» pero que, en ningún momento, se va a despedir a nadie. Mientras, los investigadores advierten del peligro que corren algunos de sus proyectos de investigación. Además de la deuda de 150 millones que acumula la Complutense, su Rectorado mantiene unas nóminas desorbitadas. Dos ejemplos: la gerente y la secretaria del Consejo Social ganan unos 100.000 euros al año aunque, seguramente, a estos sueldos habría que descontar, al menos, la paga extra de Navidad.

Las seis universidades públicas madrileñas andan con muchas estrecheces pero en la Complutense andan con el agua al cuello. Aquí, grupos de profesores y alumnos radicales (sobre todo, el germen de la facultad de Políticas), vienen tomando la calle contra los recortes educativos.

Número rojos

El rector es consciente de su mala situación. En el «tour» que hizo a principios de curso para informar de la falta de liquidez, echó la culpa de sus males a los recortes fijados por el Gobierno regional. El Ejecutivo de Ignacio González tendrá, en 2013, que dar un tajo de 1.424 millones de euros al capítulo de gastos de sus Presupuestos autonómicos.

La Complutense arrastra una deuda de 150 millones, heredada del anterior rector, Carlos Berzosa. Según ha reconocido en público el propio Carrillo, «hay momentos contables en los que esa deuda ha llegado casi a los 200 millones». Se sigue intentando renegociarla con la Consejería de Economía y Hacienda.

En la mente del actual rector sí está que el presupuesto de inversiones de la Complutense ha pasado de 44 millones en 2009 a 4,6 en 2012. Viene cerrando ejercicios presupuestarios en números rojos (55 millones en 2010 y el de 2011, sin cerrar, puede llegar a los 35 millones), pero insiste, por activa y por pasiva, que no habrá despidos y que se pagarán las nóminas.

Fuentes universitarias insisten en que esta Universidad tenía, en 2007, un presupuesto de 43 millones de euros para mantenimiento de sus 103 edificios y que ese mismo presupuesto se ha reducido a 4,6 millones en 2012. Quizás ese recorte sea el «culpable» de la dramática situación de mantenimiento en que se encuentran las facultades ya citadas.

La investigación no tiene mejores perspectivas. Según avisa en su página web la Plataforma de Investigadores de la UCM, «en esta situación de escasez, es particularmente alarmante la deriva que en los últimos tiempos está tomando la gestión de los recursos dedicados a la investigación en la Universidad Complutense, que compromenten muy seriamente el desarrollo de la investigación de calidad».

La mencionada Plataforma asegura que el principio de «caja única» que rige en la Complutense «más que contribuir a una eficaz gestión de los flujos financieros, se ha convertido, por la simple lógica de los vasos comunicantes, en un peligroso mecanismo de drenaje de los fondos complutenses dedicados a la investigación».

«Un drenaje -añaden los investigadores-, que nos tiene muy alarmados pues está poniendo en serio riesgo la continuidad de nuestros proyectos de investigación así como el futuro investigador de la Universidad».

Advierte la Plataforma de Investigadores, recientemente creada, que «los retrasos en el pago a proveedores han provocado que algunos muy especializados hayan dejado de suministrar a la UCM, por lo que muchos laboratorios están inactivos»..

Ahí no queda todo. La misma Plataforma recuerda que hay congresos y «workshop» cancelados que «limitan la visibilidad» de la Complutense y que, además, se da el caso de que algunos investigadores «están adelantando varias mensualidades para poder realizar los trabajos, problema que resulta especialmente dramático cuando se trata de becarios o contrados».

Con una declaración de intenciones en defensa del diálogo y de que la actividad investigadora sea el «motor del futuro», la citada Plataforma pide que se desligue la gestión económica de los recursos de investigación de la Complutense del resto de los recursos presupuestarios».

Recortar sueldos desorbitados del equipo rectoral, sus asesores y sus altos cargos, no remediaría todos los males contables, pero sí refleja que hay dinero para lo que se quiere.

Asesores a precio de lujo

Como ha informado ABC, en la nómina del Personal Administrativo están esos dos sueldos de 101.000 euros anuales que se llevan la gerente y la secretaria del Consejo Social de la Complutense. Además, figuran 14 sueldos de más de 94.000 euros y 34 de 78.000. También hay 134 retribuciones que oscilan entre los 52.000 y los 58.000 euros y, por último, otras 14 de entre 45.000 y 47.000 euros anuales. Entre estas nómimas hay personal que ha pasado su oposición. Las mayores cuantías se van a personal de confianza del rector, asesores y , gerentes, vicegerentes, coordinadores y técnicos.

José Carrillo busca salidas. Renegociar la deuda de 150 millones con el Gobierno regional. O la posible venta de su «esquina» de Moncloa, 2.800 metros cuadrados entre la avenida de Reyes Católicos y la calle Isaac Peral, de la que podrían obtener cinco millones de euros.

Compartir

  • Compartir

Temas relacionados
publicidad
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:

Sigue ABC.es en...

Lo último...

La Cosa Nostra andaluza

¿Cómo se puede pedir a Susana y a Pedro que condenen a quienes les pusieron en sus cargos? Sería suicidarse políticamente

El tiempo...

Últimos vídeos

El FBI libera a 105 menores víctimas de explotación...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.