Cultura - M√ļsica

Katy Perry convierte en esqueletos a Donald Trump y Theresa May

La cantante, en su actuación en los Brit Awards, sube al escenario con dos acompañantes que emulan a los políticos, en un gesto político en contra de ambos

Arriba, detalle de la actuación de Katy Perry; abajo, May y Trump, juntos en la Casa Blanca
Arriba, detalle de la actuación de Katy Perry; abajo, May y Trump, juntos en la Casa Blanca - ABC

Esta edición de los Brit Awards, a diferencia de otras galas de premios celebradas en lo que va de año, se ha caracterizado por la ausencia de gestos políticos, dejando así el protagonismo a la música.

Sin embargo,Katy Perry, que se autodefine como artista y activista, ha protagonizado la nota discordante durante su actuación. La artista, que apoyó abiertamente la candidatura de Hillary Clinton a la Casa Blanca en las pasadas elecciones de Estados Unidos, ha subido al escenario del O2 Arena de Londres acompañada de dos esqueletos gigantes.

El detalle hubiera pasado desapercibido si no hubiera sido por el vestuario que la cantante ha elegido para ellos. Uno ha lucido un traje oscuro y corbata roja, emulando al presidente Donald Trump, y el otro un vestido rojo, atuendo que coincide con la ropa que Theresa May lució en su reunión con el dirigente estadounidense hace tan solo un mes.

La primer ministro británica fue criticada por la oposición de su país, tras anunciar este encuentro, por negarse a condenar el veto contra los inmigrantes que puso marcha Trump a su llegada al Despacho Oval. También por mostrar una excesiva complicidad con su homólogo en público.

Toda la actualidad en portada

comentarios