Viernes, 22-05-09
El PSOE celebró ayer un acto por la igualdad de la mujer que se convirtió en un apoyo a la ministra del ramo, Bibiana Aído, tras sus traspiés de los últimos días a cuenta de la ley del Aborto. Los dirigentes socialistas desayunaron el lunes con una entrevista en prensa a Aído, que les gustó poco. El titular, reconociendo que si se quedara embarazada ahora no abortaría, les pareció frívolo y fuera de lugar. «Ese no es el debate», reprochaban en voz baja. Por eso, cuando al oírla al día siguiente, martes, decir en una radio que los fetos de 13 semanas no son «seres humanos» sino «seres vivos», el reproche se tornó en indignación. «Eso es volver al debate aborto si o no, que el PSOE da por zanjado desde hace 25 años, y, por tanto, suministra munición a los antiabortistas y al PP», según las mismas fuentes.
Así que a la ministra se le veía ayer cariacontecida en Casa de América. Y recibiendo mucha solidaridad de la verbal y de la no verbal (abrazos y corrillos) por parte de los asistentes al acto, en su mayoría militantes del PSOE. Ella misma declaró a la salida a los periodistas que «no quiero entrar en ese debate. Sólo repetir lo que han suscrito en un manifiesto casi 2. 000 personas del ámbito ciéntifico (CSIC), pero lamento haber entrado en ese debate porque, efectivamente, no es mi debate».
Derecha a la historia
Así que cuando la gente la vió salir de detrás del escenario pertrechada con su microfóno con el que después tomaría la palabra, fue más aplaudida que el secretario general del PSM, Tomás Gómez; la secretaria de Organización, Leire Pajín, y el cabeza de lista en las europeas, Juan Fernando López Aguilar. Hasta las integrantes del grupo de Teatro «Pilates», que abrieron el acto con una performance sobre el maltrato de la mujer o la conciliación, le dedicaron palabras de elogio. Pero la alabanza más grande se la brindó Pajín, cuando le dijo que «serás la mujer que pase a la historia por haber sacado del Código Penal a las mujeres y el aborto».
Aído denunció la «hipocresía» del ex presidente José María Aznar, que ahora defiende la vida humana del no nacido «cuando metió a España en una guerra injusta e ilegal (en Irak) en contra de la voluntad de la mayoría de los ciudadanos». Además, recordó que fue el Gobierno del PP el que fijó la mayoría de edad sanitaria en 16 años, que permite a las jóvenes someterse a una operación de estética sin consentimiento paterno. «¿Por qué eso sí y el aborto no?», se preguntó.
López Aguilar, por su parte, señaló que todos los cambios importantes de la sociedad española en los últimos treinta años «tuvieron una derecha ofuscada, que no sólo tomó, sino que retorció la letra de la Constitución para plantear recursos de inconstitucionalidad que resultaron fallidos».
En el acto se repartió un díptico en el que se asegura que Zapatero es «referente» de Barack Obama para las políticas de igualdad.

Enviar a:

¿qué es esto?


Más noticias sobre...