Clientes en la puerta del local de Funnydent en Leganés
Clientes en la puerta del local de Funnydent en Leganés - EMILIO FERNÁNDEZ HERRERA

Cierran repentinamente las nueve clínicas de la cadena Funnydent

Algunos clientes aseguran que los dueños desalojaron los locales de madrugada y se llevaron ordenadores y documentación. Los afectados se organizan para tomar medida legales colectivas contra los propietarios

MADRIDActualizado:

Las nueve clínicas de la cadena de odontología Funnydent han amanecido este jueves repentinamente cerradas, desatando la alarma entre varios miles de clientes que tienen su tratamiento dental pagado y a medio completar.

Los afectados ya han comenzado a organizarse en la calle y en las redes sociales ante lo que temen sea una estafa en la que algunos tendrían comprometidas cantidades de hasta 8.000 euros. En Facebook, se ha creado una plataforma para compartir información y convocar asambleas en las que concretar los pasos a seguir para interponer demandas colectivas contra la compañía propietaria.

«Esta mañana nos avisó una vecina de que la Policía estaba desalojando a los trabajadores de la clínica de Torrejón», explica Alicia, creadora del grupo de afectados. Al poco tiempo más de 70 personas se concentraron en la puerta de la clínica, cuyo interior aparecía desordenado. «Nos han dicho que sobre las 5 de la madrugada los dueños se llevaron la documentación y los ordenadores», explica.

Emilio, hijo de otra afectada que ya había desembolsado 1.400 euros por tres implantes, asegura que su madre llevaba un tiempo notando un comportamiento anormal entre los trabajadores de la clínica de Leganés. «Últimamente ya se notaba que había algo raro», asegura. «Las últimas veces había menos personal y menos movimiento, y mucho cambio de citas». «Llevaban varios meses cambiando citas y aplazando tratamientos con excusas: ahora no está el cirujano, hay una avería, etcétera», corrobora Alicia.

Nóminas atrasadas

Algunos trabajadores, por su parte, aseguran que llevaban varios meses sin cobrar. «Por suerte no lleve a mi familia ni a mis amigos alli», escribe Irene Expósito. «Yo me fui de la empresa en el mes de diciembre por impago de nominas. Siempre nos decían que era un simple bache y nos daba cargo de conciencia dejar a los pacientes esperando y sin hacerles nada. Sabia que esto iba a suceder tarde o temprano y al final ha estallado. No se podía sostener», explica.

Funnydent ofrecía tratamientos dentales a precios muy competitivos, que justificaba por disponer de su propio laboratorio para la fabricación de prótesis y material odontológico.

Por el momento, los Ayuntamientos de las localidades donde Funnydent tenía clínicas —Móstoles, Leganés, Alcorcón, Fuenlabrada, Alcobendas y Torrejón de Ardoz en Madrid; y Sabadell y Mataró en Barcelona están ofreciendo asesoramiento a los afectados.

En el caso de los tratamientos financiados, los afectados deberán consultar la Ley de Créditos al Consumo

El Consejo de Dentistas de España ha emitido un comunicado en el que aconseja a los afectados contactar con las organizaciones de consumidores y usuarios de su demarcación territorial y les invita a consultar con ellos cualquier duda para cumplimentar la reclamación. En el caso de los trabajadores de Funnydent, igualmente pueden contactar con los colegios profesionales para recibir información de los derechos que les asisten.

Además, en el caso de tratamientos que hayan sido financiados total o parcialmente y que no hayan finalizado, los afectados deberán informarse sobre las actuaciones a seguir dado que la Ley de Créditos al Consumo prevé estas situaciones para garantizar sus derechos.