YouTube

YouTube: El truco infalible para despegarte la arena del cuerpo en la playa

Un vídeo de YouTube muestra cómo eliminar completamente los molestos granos de arena

Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

No hay nada como disfrutar del verano con un relajante día de playa. Tomar el sol, dormir una siesta bajo la sombrilla, refrescarse con un buen baño, comer al aire libre... son muchos los que esperan durante todo el año para gozar del mar y el buen tiempo en julio y agosto. Lo peor de las jornadas en la playa son, sin lugar a dudas, los regresos. Toca recoger sillas y toallas, cambiarse de ropa, aguantar colas y atascos... Además, a menudo es difícil emprender ese viaje de vuelta a casa sincierta cantidad de arena pegada al cuerpo. Sólo un poco basta para causar molestias, o para que los más pequeños dejen el coche hecho un desastre.

Por si no hay duchas disponibles en tu playa favorita, o por si sacudirte con la toalla no resulta suficiente, este vídeo de YouTube aporta un curioso truco para retirar la arena de nuestra piel. Como podrás observar, basta con extender polvos de talco y luego frotar con un paño. Ni siquiera esos últimos granitos que parecen imposibles de quitar sin ayuda de agua se resisten. Toda una garantía de comodidad en el camino de retorno al hogar.

Quizá no te plantees comprar polvos de talco únicamente para quitarte la arena del cuerpo en los días de playa. Por eso visitamos el blog Fabulessly Frugal, donde nos hablan de unos cuantos usos sorprendentes de este producto. Por ejemplo, ¿sabías que puede funcionar a las mil maravillas como quitamanchas? Si ensucias una prenda con aceite, aplica polvos de talco sobre la mancha, espera y después lava a mano. Si la mancha es de sangre, forma una pasta con agua y talco, aplica, deja que seque y lava con normalidad.

Si tienes problemas de sudoración excesiva en los pies, puedes probar a espolvorear talco en tu calzado cada mañana. Te ayudará a mantener los pies frescos y evitar que tus zapatos capten malos olores. También es una gran herramienta para deshacer nudos en cordones o cadenas de joyas: vierte polvos sobre el nudo, frota suavemente usando dos dedos e intenta deshacer el embrollo. Te resultará mucho más sencillo que antes de emplear el truco.

¿La humedad ha hecho estragos en tus libros? Ponlos a secar al aire libre. A continuación, echa polvos de talco entre sus páginas y déjalos reposar unas horas en posición vertical. Te sorprenderá la frescura que ganarán en poco tiempo. Si tienes perro, no dudes en aplicarle un ligero tratamiento de talco de vez en cuando: tan sencillo como espolvorear y frotar con suavidad. Le encantará que le acaricies y su pelo conseguirá brillo y buen olor a partes iguales.