«En Europa tenemos una normativa muy dura a nivel de protección de datos»
Centro de datos de Google - efe

«En Europa tenemos una normativa muy dura a nivel de protección de datos»

El Día Internacional de Privacidad pretende promover una mayor conciencia por parte de los usuarios respecto a la privacidad de sus datos, sobre todo en internet

Actualizado:

Muchos españoles no conocen la configuración de privacidad que tienen en sus perfiles de redes sociales, ni siquiera cómo actuar para disminuir el riesgo de suplantaciones de identidad o robo de datos. Esa protección de datos es como el viento, al que sientes pero no ves. Europa debate actualmente un reglamento para garantizar al ciudadano ante el uso indebido de sus datos por compañías de internet.

La normativa vigente data del año 1995 y no contempla los avances tecnológicos y los nuevos hábitos de los ciudadanos. «No están adaptadas al modo de vida que tenemos», explica a este diario María Gómez, directora de Mind Your Privacy. Conforme van pasando los años y la tecnología lo permite «es más fácil recopilar datos de la gente y procesarlos. Ahora todo es sencillo», dice.

En EE.UU. se produjo un gran revuelo por las compañías de tarjetas de crédito al detectarse que compartían datos con empresas de seguros. «Algo perfectamente legal» en aquel país, asegura esta experta en protección de datos. El caso es que las propias aseguradoras eran capaces de no ofrecer cobertura sanitaria a, por ejemplo, un cliente cuyos datos de compra demostraran que frecuentaba hamburgueserías. Nuestro perfil, al alcance de todos.

Pero ese cambio asusta a la misma vez que uno se alegra dada la facilidad de tránsito de los datos. El modo de vida como el que se conocía «ha cambiado» con llegada de internet y de los «smartphones». Ahora estamos permanentemente conectados. Y las aplicaciones móviles son capaces de geolocalizarnos al instante, un auténtico porvenir para la venta de publicidad.

«En Europa tenemos una normativa muy dura a nivel de protección de datos. De la más avanzada del mundo. En el resto de países del mundo se están dando pasos para acercarse a la normativa europea, que es más garantista para los usuarios», reconoce. Al existir distintas normativas por cada país, la Unión Europea (UE) ha buscado un «mínimo común denominador» para evitar así poner trabas a las empresas o sobrecargas administrativas.

«Este reglamento incrementará la protección de los ciudadanos»

De esta manera, la UE trabaja en un reglamento, «que va a ser una norma de aplicación por igual para todo el territorio europeo», de aplicación directa para cada uno de los 27 países que conforman la unión monetaria. Se presentó en enero de 2012 y se espera que se apruebe a finales del presente año. «Este reglamento incrementará la protección de los ciudadanos», añade. «La normativa cubre bastante bien muchos aspectos de cómo nos manejamos hoy a nivel tecnologica y está pensado mucho para una vida que se mueve más en un entorno ‘online’ que ‘offline’», subraya Gómez.

Por su parte, Google ha señalado, coincidiendo con el día Internacional de la Privacidad de Datos, que tan importante como perseguir las actividades ilegales que se cometen a través de internet es que la Ley proteja a los usuarios de las «peticiones de carácter amplio» por parte de gobiernos con el objetivo es obtener información personal.

«Es importante para los agentes del orden perseguir actividades ilegales y mantener la seguridad. Nosotros somos una empresa que respeta la ley y no queremos que nuestros servicios se utilicen de manera dañina. Sin embargo, igual de importante es que la Ley te proteja de aquellas peticiones de carácter amplio cuyo objetivo es obtener información personal», ha indicado en el blog el vicepresidente Senior del área Legal, Políticas Públicas y Comunicación de la compañía estadounidense, David Drummond.

También la compañía de seguridad Kaspersky Lab ha realizado un estudio en España para conocer qué nivel de conocimientos sobre protección de datos tienen los españoles. Entre otros datos, se desprende que el 63% de los españoles no sabe identificar el correo «phishing». Un dato ilustrador es que el 42% de usuarios móviles ha abierto en algún momento correos con enlaces y archivos adjuntos sospechosos a pesar de conocer los riesgos de que el dispositivo resulte infectado con un virus o ser víctima del «phishing».