Pruebas de acceso a la universidad en una fotografía de archivo
Pruebas de acceso a la universidad en una fotografía de archivo - MIGUEL MUÑIZ
El debate de la equidad

La Xunta mueve ficha para reequilibrar las pruebas de Selectividad

Trasladará a Moncloa un plan gallego que podrá concretarse «en una prueba única o no», según precisó la conselleira Carmen Pomar

SantiagoActualizado:

Este miércoles arrancarán en Galicia las pruebas de acceso a la universidad, la antigua Selectividad, y lo harán envueltas en la polémica sobre la supuesta falta de homogeneidad en el nivel de dificultad exigido los 17 territorios autonómicos. El debate, iniciado en Castilla y León en 2018 y avivado en las últimas semanas —PP y Ciudadanos han reclamado una prueba única como garantía de igualdad de oportunidades en el acceso a las titulaciones—, no es ajeno a Galicia y la Comunidad se ha puesto manos a la obra para desempeñar un papel protagonista en la discusión. «Lo lógico es que la selectividad sea la misma semana en todo el territorio del país y que el examen sea homologable y si es posible idéntico en todo el Estado», mantuvo en los últimos días el propio presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, citando el examen de acceso a formación MIR como posible referencia.

La Xunta, apuntó este lunes la conselleira del ramo, Carmen Pomar, se ha puesto a trabajar en un documento que presentar al Gobierno estatal con sus propuestas orientadas a reforzar la equidad de la actual EBAU. Se trata, apuntó la titular de Educación, de evaluar distintas medidas enfocadas a atajar las supuestas diferencias detectadas entre territorios. Las medidas, matizó en todo caso Pomar, podrán concretarse «en una prueba única o no». La Consellería, recogió Ep, convocará a los rectores de las tres universidades gallegas para analizar la cuestión y solicitará un encuentro con el Gobierno central posiblemente a comienzos de curso. El Gobierno gallego, recordó Ep, ya había remitido una misiva al Ministerio de Universidades, Ciencia y Tecnología en la que sintetizaban el resultado de la PNL aprobada por el Partido Popular en la Cámara gallega, solicitando que se articulase un procedimiento de acceso a la universidad en el que las pruebas garantizasen el mismo nivel de exigencia y la igualdad de oportunidades para todos los alumnos, independientemente de la comunidad autónoma en la que residan.

«No es de recibo»

«Acabemos decidiendo prueba única o no lo que está claro es que no es de recibo que estudiantes gallegos y de otras comunidades autónomas tengan menos oportunidades de tener una mayor nota, sobre todo cuando son estudiantes que se esfuerzan y se comprometen con el estudio», apuntó la conselleira, consciente de la posición del actual Gobierno en funciones y de la propia Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (CRUE), que han defendido el razonable nivel de funcionamiento de la actual EBAU.

En una primera valoración a preguntas de los medios antes de participar en la reunión del Consello de Universidades, los rectores gallegos se mostraron favorables a mejorar la equidad en las pruebas de acceso, si bien tanto Antonio López (USC) como Julio Abalde (UDC) cuestionaron que la solución pase por una prueba única. «Si sigue contando el Bachillerato un 60% y sólo cambiamos una prueba única de EBAU vamos a seguir teniendo diferencias en la calificación», apuntó Antonio López, abogando, según informó Efe, por un «análisis reposado» sobre la correlación de calificaciones en Bachillerato y Selectividad y, tal vez, la introducción de «mecanismos de corrección como hay por ejemplo en el MIR».