El Síndic ve delito en la gestión del Memorial Democràtic de Saura

ICV solo aprecia «errores contables» en la «trama democrática» de la consejería de Saura

iva anguera de sojo
barcelona Actualizado:

La Sindicatura de Cuentas ha presentado hoy en el Parlament su demoledor informe sobre la gestión del Memorial Democrático y el Institut Català Internacional per la Pau (ICIP) por parte de la Secretaria de Relacions Institucionals durante 2009, es decir, bajo mando del ex conseller Joan Saura. Un informe que señala "conductas irregulares que podrían comportar responsabilidades penales", por lo que la Sindicatura "ha entregado toda la documentación generada y analizada durante la elaboración del informe a los efetcos correspondientes", tal y como ha explicado esta tarde la ponente del informe, Emma Balseiro.

La síndica -ex regidora del Ayuntamiento de Barcelona por el PSC- ha destacado especialmente las irregularidades referidas a la contratación de la empresa STOA, que llegó a responsabilizarse de la adjudicación de subvenciones asociadas a la Dirección General de Memoria Democrática al tiempo que se dedicaba a asesorar a los entes locales que solicitaban las subvenciones. El informe destaca además que la citada empresa o dos sociedades participadas por STOA solicitaron subvenciones a cargo del programa y adjudicaciones para la realización de los proyectos subvencionados.

Tras la presentación del informe, la portavoz del PP, José María García, ha denunciado "el escándalo del derroche de 15,75 millones de euros" por parte de la Generalitat en un programa que, al final, creó una estructura para llevar a cabo su cometido que costaba tanto, 7 millones de euros en 2009, como el capital transferido para los proyectos que debía subvencionar. El diputado de CiU David Bonveí llegó a hablar de "trama democrática" centrada en la empresa adjudicataria de casi todos los contratos del Memorial.