Análisis

El «pacto de Estado» con PP y Ciudadanos como solución

Al PP no le conviene la celebración de unas nuevas elecciones porque Pablo Casado necesita más tiempo para reforzar su figura «presidenciable»

Manuel Marín
MadridActualizado:

El campo tras la batalla de la investidura ha dejado en el PP y Ciudadanos una sensación agridulce. Un Gobierno de coalición, aunque fuera de mínimos, entre el PSOE y Unidas Podemos habría otorgado tiempo suficiente a los dos partidos a consolidar una oposición drástica y contundente para desgastar a la izquierda, y poder reforzar así sus estrategias a medio plazo frente a un Gobierno, codirigido en la sombra por Pablo Iglesias, que preveían débil y conflictivo en cuestión de pocos meses. Incluso, PP y Cs manejaban la teoría de que habría sido un Ejecutivo para una legislatura de corta trayectoria, de no más de dos años, apoyada en el separatismo catalán y el nacionalismo vasco, y con

Manuel MarínManuel MarínAdjunto al DirectorManuel Marín