Buscan a un español desaparecido en el naufragio del crucero en Italia

Al menos tres personas han muerto y 70 han desaparecido en el naufragio de un crucero en Italia

santo stefano Actualizado:

Un grupo de nueve españoles que viajaba a bordo del crucero "Costa Concordia", que ha encallado en aguas de la isla italiana de Giglio, busca a uno de sus familiares, del que no tienen noticias desde el naufragio.

Según ha explicado Vicente Salvador, de 20 años, estudiante y originario de Palma de Mallorca, que viajaba en el crucero junto a otros ocho españoles, desconocen el paradero de uno de los componentes del grupo.

Se trata del tío de su novia, Guillermo, del que perdieron la pista cuando intentaban escapar del crucero, en el que viajaban 4.229 personas, de los que al menos tres murieron y 70 están desaparecidos.

Salvador y su familia se encuentran en la escuela de la localidad de Santo Stefano, uno de los espacios habilitados para albergar a las personas rescatadas del crucero, a la espera de noticias y mantienen contacto permanente con las autoridades consulares españolas para tener noticias de su compañero desaparecido.

El joven explicó que, tras sentir el primer impacto, él y su novia junto al hermano de ésta empezaron a correr y desde la planta octava en la que se encontraban, subieron a la décima para después ir a la tercera para conseguir los chalecos salvavidas.

Vicente Salvador y su novia, junto a otros familiares de ella, lograron subir a un bote salvavidas, según narró el joven.

En un primer momento, sin embargo, el bote quedó atascado y utilizaron los remos para hacer palanca y poder empujar la embarcación al mar, en la que lograron alcanzar la isla de Giglio.

Sin embargo, el padre de su novia, su hermano y un amigo permanecieron en el crucero, donde "les trasladaron de un lado a otro", hasta que alcanzaron una de las partes de la embarcación que se encontraba más cercana al agua debido a la inclinación que presenta el crucero y se tiraron al mar.

Desde ese momento perdieron la pista de uno de ellos, y no saben si llegó a tirarse al mar o si logró subir a otra embarcación.