El déficit de la balanza de bienes ha alcanzado los 6.400 millonesde euros, un 3,2% más
El déficit de la balanza de bienes ha alcanzado los 6.400 millonesde euros, un 3,2% más - EFE

El déficit por cuenta corriente se dispara un 160% en el primer trimestre del año hasta los 1.300 millones

El incremento de este saldo negativo se atribuye, desde el Banco de España, al mayor déficit de la balanza de bienes y el menor superávit de la renta primaria, frente al mantenimiento de la balanza de servicios

EUROPA PRESS
MadridActualizado:

La balanza por cuenta corriente, que mide los ingresos y pagos al exterior por intercambio de mercancías, servicios, rentas y transferencias, ha registrado un déficit de 1.300 millones de euros en el primer trimestre del año, lo que supone que se ha incrementado en un 160% respecto al mismo periodo del año pasado, cuando el déficit fue de 500 millones de euros, según el dato definitivo publicado este lunes por el Banco de España.

El incremento del saldo negativo de la balanza por cuenta corriente alcanzado entre y marzo de este año se ha explicado por el mayor déficit de la balanza de bienes y el menor superávit de la renta primaria, frente al mantenimiento de la balanza de servicios.

En concreto, el déficit de la balanza de bienes ha alcanzado los 6.400 millones de euros, un 3,2% más, mientras que la de servicios mantuvo su superávit en 8.800 millones de euros, la misma cifra que el primer trimestre de 2017.

Dentro de ésta, el turismo y los viajes han ampliado su superávit hasta los 6.800 millones, frente a los 6.500 millones de un año antes, mientras que los servicios no turísticos lo han rebajado en 300 millones, hasta los 2.000 millones.

Por su parte, la balanza de rentas primaria (rentas de trabajo, de la inversión, impuestos sobre producción y la importación y subvenciones) ha reducido su superávit un 20%, hasta situarlo en 400 millones de euros, al tiempo que la secundaria (transferencias personales, impuestos corrientes, cotizaciones y prestaciones sociales, etc.) ha registrado un déficit de 4.200 millones de euros en el primer trimestre, superior a los 3.600 millones del año pasado.

El saldo de la cuenta de capital ha mostrado entre enero y marzo un superávit de 600 millones de euros, un 50% más que los 400 millones obtenidos durante el mismo periodo del año pasado. Así, el saldo agregado de las cuentas corriente y de capital, que determina la capacidad o necesidad de financiación de la economía española, fue negativo en 700 millones de euros, frente al déficit de 200 millones de euros del año pasado.

Posición de inversión insternacional (PII)

Por otro lado, el Banco de España ha informado de que a finales del año 2017 la posición de inversión internacional (PII) neta de la economía española frente al exterior fue una cifra negativa de 955.000 millones de euros, un 1,3% más comparada con los 942.000 millones registrados en el trimestre anterior.

En términos del PIB, el saldo de la deuda alcanzado a finales de marzo de 2018 fue del 81,3%, comparado con el 80,9% observado tres meses antes y el 84,2% de finales de 2016.

La PII neta ha alcanzado una cifra negativa de 748.000 millones en el primer trimestre, lo que supone un aumento del saldo deudor con respecto al cuarto trimestre de 2017, en el que se ha registrado una posición neta deudora de 740.000 millones.

La deuda externa bruta de España en los tres primeros meses del año ha crecido en 38.000 millones de euros, hasta situarse en los 1,957 billones de euros, y en porcentaje de PIB aumentó del 165% que mostraba tres meses antes al 167%.