Terrazas cerradas en la calle Villamayor de Salamanca
Terrazas cerradas en la calle Villamayor de Salamanca - Google Maps

La venganza de un jubilado de Salamanca después de que el Ayuntamiento le multase por cerrar su terraza

Tristán, de 61 años, pagó su frustración denunciando a 800 vecinos de la ciudad en situación parecida

MadridActualizado:

Un jubilado de Salamanca ha denunciado a unos 800 vecinos de la ciudad después de que el Ayuntamiento le multase por cerrar su terraza. El conflicto comenzó cuando Tristán, protagonista de esta historia, cerró su balcón para darle a sus nietos un lugar donde jugar y proteger su vivienda de las deposiciones de los pájaros.

Tristán pidió permiso a su comunidad y realizó el cerramiento dentro de la «normalidad». Sin embargo, unos tres años después, el vecino de arriba denunció el cerramiento (que le había costado unos 6.000 euros) y el Ayuntamiento impuso a Tristán una multa de 18.200 euros, tres veces más de lo que le costó la obra.

Herido en su orgullo –y en su bolsillo–, Tristán empleó sus días en localizar a otros vecinos de la ciudad con la terraza cerrada. En total, este hombre formuló cerca de 800 denuncias, provocando todo un problema urbanístico en la localidad.

Tras recibir la denuncia, Tristán retiró el cerramiento con la intención de quitarse también la multa. Sin embargo, las autoridades no cedieron y fue ahí cuando Tristán inició su venganza, denunciando a vecinos en situación similar. Vecinos que, en muchos casos, llevaban décadas con la terraza cerrada.

El hombre no entendía que por una obra como esa le hicieran pagar 18.200 euros, que es el equivalente a su pensión de año y medio. Por lo que, ya que ni le rebajaban la multa ni le dejaban recuperar el cerramiento, decidió colpasar las oficinas municipales con decenas de expedientes de vecinos que, como él, son víctimas de una legislación que desconocen... pero que habría que cumplir.