España

Fallece a los 71 años Iñaki Azkuna, alcalde de Bilbao, aquejado de un cáncer

Día 21/03/2014 - 00.41h
Temas relacionados

El regidor estaba enfermo desde 2003, aunque solo varias intervenciones en el último año le apartaron de su puesto

Fallece a los 71 años Iñaki Azkuna, alcalde de Bilbao, aquejado de un cáncer
fernando gómez

El alcalde de Bilbao, Iñaki Azkuna, ha fallecido este jueves a los 71 años de edad tras una larga lucha contra el cáncer de próstata que le fue diagnosticado en 2003 y que solo en el último año le separó de sus responsabilidades municipales, según ha informado el Ayuntamiento de la capital vizcaína. La vida del regidor vasco del PNV se ha apagado en su domicilio, rodeado de su círculo más íntimo y tras haber sufrido en los últimos días un agravamiento notable de salud, según han informado fuentes del partido nacionalista. [Galería de imágenes de su vida]

Primer edil de la villa vizcaína desde 1999, fue reelegido hace tres años con mayoría absoluta, ganándose el reconocimiento casi unánime a su labor por parte de la oposición y de la ciudadanía, nacionalistas y no nacionalistas. Su muerte, que con seguridad despertará una fuerte conmoción en la vida política y social vasca pero también de toda España, obligará al PNV a recolocar su equipo de gobierno municipal. Ibon Areso, teniente de alcalde, ocupará de forma inmediata la Alcaldía. [En imágenes, los iconos del nuevo Bilbao]

Visiblemente debilitado tras las últimas intervenciones quirúrgicas a las que se sometió para hacer frente a la enfermedad, Azkuna acababa de cumplir 71 años el pasado 14 de febrero. Fue, precisamente, durante una comida de celebración hace ahora un mes con sus más íntimos, cuando sufrió el último percance de salud, que le llevó a ser ingresado de nuevo en el hospital de Basurto.

La visita del Rey a su casa

Desde entonces no había podido salir de casa, ni siquiera para ejercer de anfitrión durante el Foro Global España, que reunió el pasado 4 de marzo a las principales autoridades económicas internacionales en el Guggenheim de Bilbao. El Rey don Juan Carlos le visitó en su domicilio la tarde noche del domingo 3 de marzo, en un gesto de la «cercanía y amistad» que el monarca, pero también los Príncipes de Asturias, han mantenido siempre con el alcalde Azkuna. El regidor vasco ha sido un aliado reconocible de la Corona, a la que siempre agradeció en público el apoyo prestado a la villa bilbaína, pese a los recelos de su propio partido.

El verso suelto del PNV

Lo cierto es que Azkuna, un hombre de fuerte temperamento y muy preparado, siempre fue un «outsider» entre los suyos del PNV, exponente en todo caso del sector más moderado. «No soy un rebelde, pero tampoco soy partidario todo el día del PNV (…) Me declaro alcalde de todos los ciudadanos, tengan la nariz grande o pequeña, y así seguiré hasta que acabe con mis huesos», dejó dicho en los últimos tiempos.

El alcalde de Bilbao ya enunció en su día sus críticas al Plan Ibarretxe y, anteriormente, al Pacto de Lizarra que el PNV firmó con ETA y Batasuna. En enero, y tras manifestarse su partido de la mano de Sortu en la marcha por los presos terroristas, aseguró: «Yo con estos no voy ni a heredar, te engañan», dijo en una entrevista de radio. Aunque justificó la decisión final de los suyos como una cuestión de orden público, para evitar una batalla campal entre la Ertzaintza y los radicales.

A Batasuna: «Lecciones, las justas»

Azkuna reapareció hace unas semanas, el 13 de febrero, para mediar en la polémica sobre los cuadros de los alcaldes de Bilbao dentro del Ayuntamiento, galería histórica de la que Bildu pretendía sacar a los regidores durante el franquismo. Contra el criterio de los suyos, Azkuna aseguró que no quitaría «ni un cuadro» por «respeto» histórico y arremetió contra los herederos de Batasuna asegurando que no aceptaría «lecciones de democracia» de quienes exhiben «cuadros de asesinos» en las calles.

Un alcalde muy querido

Azkuna había nacido, como hacen los de Bilbao, donde le dio la gana: en Durango, cogollo de Vizcaya, el 14 de febrero de 1943. Aunque pronto se convirtió en un «bilbaíno de toda la vida», mezclado a menudo en las calles con sus vecinos. Se licenció en Medicina y Cirugía y obtuvo su Doctorado «cum laude» por la Universidad de Salamanca en 1971. Diez años después ocupó el primer cargo público en el Departamento de Sanidad, del que llegó a ser consejero en 1991. Dos años antes, había sido consejero-secretario de la Presidencia del Gobierno de José Antonio Ardanza, a quien le unía una gran amistad. En 1999 su partido, el PNV, le reclama para ser cabeza de cartel en Bilbao, ciudad de la que nunca más se separó.

El «mejor alcalde», la «mejor ciudad»

El nombre de Iñaki Azkuna quedará inscrito a fuego en la historia de la villa de Bilbao, ciudad merecedora de las mayores lisonjas por la espectacular transformación vivida en los últimos quince años. Aunque Azkuna llegó justo en el año de la inauguración del Museo Guggenheim, y con los otros dos grandes proyectos urbanos en marcha –el metro de Bilbao y la remodelación de Abandoibarra- lo cierto es que su alcalde ha sido su mayor valedor y embajador. La remodelación y puesta en marcha del gran proyecto cívico-cultural de la Alhóndiga es una de sus grandes apuestas personales.

Hasta Singapur viajó para recoger en 2010 el «Premio Nobel» Lee Kuan Yew World City Prize a la «mejor ciudad» del mundo. En 2013 le fue otorgado a Azkuna la distinción del «mejor alcalde del mundo». En 2011 recibió la Legión de Honor de Francia, en el grado de oficial, uno de los reconocimientos más queridos por el eterno alcalde de Bilbao, como lo fue para su querido y siempre invocado Miguel de Unamuno.

Compartir

  • Compartir

Temas relacionados
publicidad
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:

Sigue ABC.es en...

ABC Marca España
Blogs

Un país de locos

EL BLOG
Federico Ysart

Hollande, Valls y la cruda realidad

TOCA ESPAÑAR
Manuel Erice

Rajoy, un perdón insuficiente

PIDO LA PALABRA
Paloma Cervilla

Cinismo socialista

el Blog de Edurne
Edurne Uriarte

La nueva guerra híbrida

por tierra, mar y aire
Esteban Villarejo

La izquierda se rinde a Podemos

EL ESCRITORIO
Mariano Calleja

Agustinito

Hubo un tiempo en el que el alcalde de Collado-Villalba era la guinda del pastel. Logró apartar a un compañero para ponerse él

Lo último...
Últimos vídeos

El FBI libera a 105 menores víctimas de explotación...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.