Madrid

Madrid

Ratonera de taxis en Atocha

Los colapsos de tráfico se adueñan de la nueva parada de taxis de la estación de Atocha. Los taxistas denuncian el caos y episodios de tensión

Día 27/01/2011

La nueva bolsa de taxis habilitada tras la inauguración de la nueva Terminal de Llegadas de Atocha se ha colapsado apenas un mes después de su puesta en funcionamiento. La masiva afluencia de taxistas, que buscan servicios frente a la atonía de viajeros en otros lugares de Madrid, ha superado las expectativas y ha generado continuos problemas de circulación e incluso disputas entre los profesionales.

«Atocha no es Barajas, es lo que afirman muchos de estos taxistas. La diferencia es que en la bolsa de taxis del aeropuerto hay cabida hasta para 4.000 vehículos, mientras que en la nueva bolsa de Atocha hay capacidad para 120 taxis. Junto a ésta, se encuentran la de la plaza del Embarcadero y Méndez Álvaro: en total, unas 400 plazas en toda la estación.

Pero los taxis que quieren recoger a los viajeros del AVE que llegan a la nueva terminaldeben acceder a los carriles de espera a través de la avenida de la Ciudad de Barcelona. Desde ahí, atraviesan la zona de Salidas del AVE para llegar a la nueva bolsa de taxis, cuyo recorrido rodea el aparcamiento público.

Falta de capacidad

El problema ha surgido cuando los taxis que esperaban la llegada de viajeros han superado esas 120 plazas habilitadas en la nueva infraestructura. En las horas punta, la fila de taxis llega a la avenida de Ciudad de Barcelona, provocando un importante caos con el tráfico privado y los autobuses. La Policía Municipal interviene para regular el tráfico, porque, si no, las que se arman aquí son considerables, indica Manuel, otro taxista. ¡Que hubieran hecho la bolsa más grande!, exclama.

Para evitar este caos, se ha optado por obligar a los taxis a realizar un recorrido alrededor de la estación. Cuando el número de taxis supera el máximo que puede acoger la nueva bolsa, los taxistas son desviados por la rampa que les lleva hasta la zona de embarque de la calle de Méndez Álvaro. Desde allí, media vuelta para volver a subir la rampa que antes habían bajado y situarse en la zona de espera. Esto es una chapuza, unos subiendo y otros bajando y nadie sabe cuánto tiempo vas a esperar, afirma otro profesional.

Porque el de la espera es otro de los problemas a los que se enfrentan los taxistas. Antes de la ampliación de la estación esperábamos, como mucho, 20 minutos para poder coger a algún viajero, indica Luisa, novata en el sector. Ahora, no hay quien nos quite, como mínimo, una hora esperando, afirma esta taxista.

La tensión es tal que, en ocasiones, se suceden las disputas entre los profesionales del volante que se encuentran esperando viajeros. Porque la nueva bolsa de taxis incorpora tres carriles. Pero, antes de llegar a este punto, la espera se hace en dos y hasta en un solo carril. De este modo, cuando la amplitud de los carriles crece, surgen las discusiones entre los taxistas sobre quién ocupa el primer lugar o a quién le corresponde éste o aquel emplazamiento en las nuevas filas.

La organización de la bolsa de taxis en la nueva estación de Atocha está estructurada de forma similar a la que funciona en la terminal T-4 de Barajas: hay llegadas y salidas. Los viajeros que llegan en el AVE utilizan una escalera mecánica para llegar, a través de un largo pasillo, al nuevo vestíbulo de llegadas, donde se encuentran los taxis —en el nivel superior— y el acceso a la estación de Cercanías, el Metro y el aparcamiento —el inferior—.

Tres salidas

En la zona reservada para taxis, hay tres carriles donde los clientes ocuparán, por riguroso turno, los vehículos de servicio público, que tendrán salida hacia la avenida Ciudad de Barcelona, la calle de Atocha o la de Alfonso XII.

El espacio destinado a las dársenas de autobuses de la EMT en la estación de Atocha también se ha ampliado. os cruces peatonales se han reducido, concentrando las zonas de tránsito de viandantes.

Dentro de la estación, los responsables del área de Movilidad introdujeron también medidas para mejorar la movilidad, mediante una nueva regulación semafórica. Y el Ayuntamiento madrileño ha cuidado que las salidas para incorporarse al tráfico madrileño sean lo más ágiles posibles, «modificando semáforos, señalización y pasos de cebra», tanto hacia Méndez Álvaro como al paseo de las Delicias, explicaron fuentes de Movilidad.

Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
Comentarios:

El tiempo...

Sigue ABC.es en...

Lo último...
Últimos vídeos

Abogados dicen que al maquinista le podrían caer 7...

Hemeroteca

La portada de...

Un día en tu vida:

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.