Juego de Tronos 6x03: un «perjurio» para un futuro lleno de posibilidades

El tercer capítulo de la sexta temporada nos trae nuevas sorpresas que dejarán a los seguidores boquiabiertos

MADRIDActualizado:

Si algo ha demostrado « Juego de Tronos» es su capacidad para sorprendernos. La serie de HBO lo está consiguiendo también en esta sexta temporada, tanto en su primer y segundo episodio, donde hubo bastantes momentos impactantes, como en el tercero, que se estrenó en la madrugada de este domingo al lunes.

En el último tráiler ya parecía que se nos iba a mostrar una de las escenas más épicas de toda la saga de « Canción de Hielo y Fuego». Finalmente esto es lo que ocurrió. Si no has visto nada, mejor que no sigas leyendo.

¡A partir de aquí, spoilers!

El tercer y último capítulo, emitido por Canal+ Series bajo el título de «Perjurio» («Oathbreaker»), centra la cámara en un Jon Nieve resucitado y confuso ante lo que ha sucedido tras su regreso a la vida. Le vemos finalmente levantado ante la atónita mirada de Davos y la desconfiada Melisandre, muy interesada en averiguar qué es lo que ha visto el hijo bastardo de Ned Stark mientras estaba muerto. «Nada», es la desconcertante respuesta del personaje interpretado por Kit Harington, que abandona el Castillo Negro y la Guardia de la noche, rompiendo su juramento y cometiendo el «perjurio» del que habla el título. Nieve está decidido a no continuar en el muro, del que se aleja tras ajusticiar a los traidores que acabaron con su vida al final del último episodio de la quinta temporada.

Aunque se encuentre solo, salvo por la compañía de Fantasma, ahora su horizonte se presenta lleno de posibilidades. Podrá reclamar el apellido de su padre, hacerse con un ejército y lanzar una ofensiva sobre Invernalia e, incluso, intentar reagrupar a su familia y tratar de ser coronado rey. Pero ahí está la «mujer roja», que tiene para Jon Nieve los mismos planes que tenía para Stannis Baratheon, con el que no logró llevarlos a cabo.

Daenerys

También se mueve este capítulo al otro lado del continente, con una Daenerys Targaryen que, tras finalizar su caminata junto al khalasar, que la encontró después de huir a lomos de Drogo de la ciudad de Meereen, llega a Vaes Dorthrak. Allí se reúne con las demás viudas de los Khal, donde le comunican su destino, el cautiverio, ya que no puede ser libre tras la muerte de Drogo. En el mejor de los casos, será confinada en la ciudad de por vida. ¿Podrá liberarse?

Tyrion y Varys

La preocupación de Tyrion es otra, ahora que sabe quién financia a los Hijos de la Arpía: Cersei. Cuando Varys lo descubre, ofrece un trato a una de las colaboradoras de la reina para intentar, junto al enano de los Lannister, Gusano Gris y Missandei, organizar un plan para detener a sus tridores «pajaritos», lo cuales habían quedado en Desembarco del Rey cuando el eunuco dejó la capital. Con esta estrategia, el objetivo de Cersei y Jaime era vengarse de los asesinos de Myrcella.

Mientas, su hijo Tommen Baratheon intenta imponer su autoridad ante el Gorrión Supremo, pero no tendrá éxito, pues éste consigue persuadir al joven rey. Uno de los hilos argumentales que ha quedado abierto para los siguientes capítulos de «Juego de Tronos» es saber qué ha pasado con Margaery, que sigue en cautiverio.

Arya, Bran... y Ramsay Bolton

Por último debemos ocuparnos de los pequeños hermanos Stark: Arya y Bran, que se encuantran a miles de kilómetros el uno del otro. La primera, en Braavos, en la Casa de Blanco y Negro, donde sigue entrenándose para llegar a ser una Niña sin Rostro. La hija errante de Ned Stark acaba asumiendo su identidad y reconoce ante Jaqen H'ghar que «no es nadie».

El segundo, Bran, también continúa su adiestramiento con el Cuervo de Tres Ojos. En su última visión, antes de ser devuelto al presente por su maestro, el pequeño de los Stark se ve siguiendo los pasos de su padre hacia la Torre de la Alegría, donde el Rey Loco tenía cautiva a su hermana Lyanna. Una escena rodada precisamente en el castillo de Zafra, en Badajoz, y de la que nos quedan muchas interrogantes abiertas para el cuarto episodio.

Por último debemos detenernos en el sanguinario Ramsay Bolton y el regalo que recibe de la casa Karstark en Invernalia: ni más ni menos que Rickon Stark junto a Osha. Algo que ya habíamos adelantado en HoyCinema que podía ocurrir, después de que el personaje interpretado por Art Parkinson fuera visto por última vez al final de la tercera temporada de la famosa serie de HBO.